Brasil, cerca de aprobar el trigo transgénico argentino: por qué se opone la industria alimenticia

Varias cámaras de la industria alimenticia denuncian que faltan estudios de evaluación sobre los impactos en la "salud humana, los animales y la biodiversidad, además de sus impactos socioeconómicos".

Diversas cadenas de la industria alimenticia de Brasil rechazaron la aprobación del ingreso del trigo transgénicoSegún señalaron en una conferencia de prensa, la Comisión Técnica Nacional de Bioseguridad (CTNBio) está próxima a la aprobación.

En este sentido, detallaron que el proceso del dictamen técnico está por concluir sobre la liberación de las importaciones de harina de trigo HB4. 

Bloomberg

Por este motivo, Abitrigo, la Asociación Brasileña de las Industrias de Galletas, Pastas y Pan y Pasteles Industrializados y la Asociación Brasileña de la Industria de Panadería y Confitería destacaron su posición de rechazo ante la posible aprobación.

"Con una fuerte oposición de los sectores empresariales, la sociedad civil y los consumidores brasileños, la liberación en Brasil aún involucra numerosas preguntas y estudios de evaluación insuficientes sobre los impactos en la salud humana, los animales y la biodiversidad, además de sus impactos socioeconómicos", establece el comunicado.

Trigo transgénico

Este desarrollo se aprobó en 2020 en Argentina. En ese entonces, el ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca dejó la aprobación sujeta a la autorización de Brasil, ya que es el principal comprador.

Las entidades que representan a la industria alertaron por esta situación y pidieron poner énfasis en el proceso de presentación. El comunicado destacó que las entidades siempre apoyaron el desarrollo científico, pero que resguarde la seguridad alimentaria de Brasil.

En el mundo no se aprobó la incorporación de trigo transgénico por lo que Brasil tampoco podría exportar harina. Al mismo tiempo, las entidades destacaron los desarrollos privados que permitieron mayor productividad sin necesidad de utilizar tecnología de modificación genética.

Como Brasil y Argentina serían los únicos países, la industria brasileña no podrá exportar su producción. "El tema merece ser considerado en su más amplio alcance por las autoridades brasileñas, dada la repercusión mundial que traerá esta decisión, con desmembramientos sobre la imagen del país, imagen del agronegocio, reflexiones económicas sobre la cadena del trigo y sobre el consumo de este alimento considerado", destacó el comunicado.

Las cámaras volvieron a insistir con que se debe respetar y pensar en el consumidor, que cada vez busca más la salud y se opuso al trigo transgénico. Por lo pronto, deben esperar la resolución del gobierno brasileño, podría ser en octubre.

Tags relacionados

Compartí tus comentarios