Dura, conservadora y feminista: quién es la nueva 'dama de hierro' de la UE

Úrsula von der Leyen, ministra alemana de Defensa, presidirá, si es ratificada por el Parlamento, la Comisión Europea, y será así la primera mujer que ocupará el máximo cargo continental. Cuáles son los aspectos más llamativos de su perfil.  

Se llama Úrsula von der Leyen y en Alemania la acusan de ser incluso más dura que Angela Merkel y los líderes del partido Socialdemócrata, aliado del gobierno, amenazan con abandonar la coalición en desacuerdo con su nominación como presidente de la Comisión Europea, determinación a la que califican como un "desastre". Si la también ministra de Defensa alemana es ratificada por el Parlamento será así la primera mujer que ocupará el máximo cargo continental

Los socialdemócratas incluso afirmaron en un comunicado que su postulación "convierte en un absurdo todo intento de democratización de la UE".

Desde el Ministerio de Defensa alemán cultivó su perfil de mujer de acero donde tuvo que lidiar con problemas en el ejército alemán y escándalos sobre la presencia de militares de tendencias neonazis.

Úrsula von der Leyen es hija de uno de los históricos de la Unión Cristianodemócrata (CDU), el expresidente del Estado federado de Baja Sajonia, Ernst Albrecht. 

Estaba destinada a suceder a Merkel, pero la eterna canciller se sostuvo más tiempo del esperado en el cargo. 

A pesar de ello es una feminista declarada y firme defensora de la igualdad de cargos por género. 

Gracias a ella, hay una guardería en cada cuartel alemán.

Desde el puesto de ministra de Defensa se llevó muy buen con franceses y estadounidenses. 

Médica de profesión, es madre de siete hijos y lleva 15 años en la primera línea de la política alemana.

Nació en Bruselas el 8 de octubre de 1958 y estudió en el Colegio Europeo de la capital belga. En su adolescencia se mudó a Hanover. 

Es una europeista convencida y, lo más importante, Ángela Merkel confía en ella plenamente.

Ahora, le llegó el turno de tejer alianzas y convencer a muchos legisladores para que la voten. Tiene dos semana. Si no lo consigue, habrá habrá un nuevo postulante.

Los números, por ahora, no están claros. Los socialdemócratas alemanes no la quieren y ya recibió críticas de numerosos sectores. El bloque conservador, que es primera minoría en el Parlamento Europeo, la apoya. Los liberales seguramente también. Habrá que esperar a ver cuántos socialdemócratas y nacionalistas de derecha convence.

Tags relacionados

Noticias del día