Coronavirus: Francia y Alemania endurecen las restricciones para intentar frenar la segunda ola de Covid-19

Los líderes de la Unión Europea debatirán mañana cómo mejorar la coordinación ante la pandemia.

La segunda ola de coronavirus se esparce como reguero de pólvora en Europa, y mientras mañana se reunirán online los jefes de Estado y de gobierno del bloque para mejorar la contención de la pandemia, hoy Francia y Alemania anunciaron confinamientos parciales para el mes de noviembre. 

El de Francia será el más rígido y aplicará desde el viernes. Será un confinamiento nacional por el cual los franceses deberán permanecer en sus hogares excepto para comprar artículos esenciales, ir a una consulta médica o usar su hora diaria de ejercicio asignada. Sólo saldrán a trabajar si su empleador considera que les es imposible cumplir con sus tareas desde casa y, a diferencia del confinamiento de marzo, la mayoría de las escuelas permanecerán abiertas, anunció en televisión el presidente Emmanuel Macron. 

"El virus está circulando a una velocidad que ni siquiera los pronósticos más pesimistas habían anticipado", sostuvo Macron. "Como todos nuestros vecinos, estamos sumergidos por la repentina aceleración del virus". "Estamos todos en la misma posición: invadidos por una segunda ola que sabemos que será más dura, más mortal que la primera", destacó.

Alemania cierra restaurantes y gimnasios

La canciller alemana, Angela Merkel, dialogó con los mandatarios estatales y acordaron un confinamiento parcial que incluirá el cierre de bares, restaurantes, cines, instalaciones deportivas y ferias comerciales del 2 al 30 de noviembre.

"Noviembre será un mes de la verdad. El creciente del número de infecciones nos está obligando a tomar duras contramedidas para romper la segunda ola", dijo el ministro de Finanzas, Olaf Scholz. Escuelas y empresas seguirán funcionando y las tiendas seguirán abiertas si la gente mantiene el distanciamiento. 

"Si esperamos hasta que las unidades de cuidado intensivo estén llenas será demasiado tarde", dijo el ministro alemán de Salud, Jens Spahn, cuyo país ya está admitiendo pacientes de Países Bajos, donde los hospitales superaron sus límites.

Italia tiene otro récord de infecciones

Italia registró una cifra récord de 24.991 nuevas infecciones por coronavirus en las últimas 24 horas, dijo hoy el Ministerio de Salud, a medida que aumentan los casos en la norteña región de Lombardía, y también reportó 205 muertes relacionadas con Covid-19.

En busca de frenar la propagación del virus, el gobierno impuso esta semana nuevas restricciones, ordenando el cierre anticipado de bares y restaurantes e impidiendo la apertura de gimnasios, cines y teatros. Hasta ahora murieron 37.905 personas en Italia por el coronavirus, la segunda cifra más alta de Europa después de Gran Bretaña, mientras que hasta la fecha se han registrado 589.766 casos de la enfermedad en el país.

Además, expertos y legisladores de Italia consideran cada vez más que el transporte público es uno de los lugares donde mayor es el riesgo de contraer Covid-19, y que la capacidad máxima -dispuesta por el gobierno- de 80% de autobuses y metros ocupados es insuficiente.

"El ochenta por ciento es demasiado. A veces es imposible mantener la distancia de seguridad" de al menos un metro entre los pasajeros, dijo Massimo Andreoni, profesor de enfermedades infecciosas en la Universidad de Roma Tor Vergata. "A las 6 de la tarde el transporte público suele estar abarrotado. Te arriesgas porque tienes que ir al trabajo. Te pones una mascarilla, te llevas gel de manos. Es la nueva normalidad", añadió.

 

 

Tags relacionados

Más de Internacionales

Noticias del día

Compartí tus comentarios