Cocina

Dom Rodrigo: la mejor receta para preparar este postre típico portugués

Originario de la región de Algarve, este postre es uno de los clásicos de la gastronomía lusa. Cómo prepararlo en casa.

En esta noticia

En la gastronomía española hay postres que son amados por personas de todo el mundo. El arroz con leche, la crema catalana y la ensaimada son algunos de los que más se destacan.

Pero no solo se vive de comer platos autóctonos. En Europa, son muchas las cocinas que se destacan. Por cercanía cultural y geográfica, la portuguesa es una de las más similares a las de España.

Uno de sus postres más conocidos es el Dom Rodrigo. Originario del sur del país luso, este dulce a base de huevos y almendra es uno de los más representativos y deliciosos de su gastronomía.

Origen del Dom Rodrigo

El Dom Rodrigo se presenta en emboltorios individuales (Fuente: Shutterstock)

El Dom Rodrigo es un dulce típico de la región de Algarve, originaria de las antiguas recetas del Convento de Bernardas o Piedade en Tavira.

Se conoce que Dom Rodrigo fue un destacado clérigo de Tavira en el siglo XIV, proveniente de una acaudalada familia local. Se cree que este postre pudo haber adquirido su nombre de este eclesiástico, quien, con el deseo de degustar algo novedoso, solicitó a su chef crearlo.

Tras combinar diversos ingredientes como huevos y almendra, el cocinero creyó haber creado una receta que estaría a la altura de su señor. Finalmente, lo preparó y presentó envuelto en un llamativo de papel y con forma piramidal, muy similar al Dom Rodrigo que se disfruta hoy en día.

Cómo preparar Dom Rodrigo

Los ingredientes principales del Dom Rodrigo son huevos, azúcar y almendras. (Fuente: Shutterstock)

Ingredientes

  • 23 yemas de huevo
  • 1,3 kg. de azúcar
  • 350 ml. de agua
  • 170 g de almendras ralladas
  • Mantequilla

Preparación

  1. Pasar 18 yemas por un colador. Hervir 120 ml. de agua con 1 kg. azúcar hasta que alcance un punto de hilo. Colocar las yemas en un embudo y hacer movimientos circulares, dejándolas caer en el almíbar.
  2. Sacar las yemas cocidas con una espumadera, ponerlas en un colador y separarlas con las manos mojadas en agua fría o con dos tenedores. Dejar escurrir. Repetir la operación hasta terminar con las 18 yemas.
  3. Llevar a ebullición el resto del azúcar y el agua hasta alcanzar punto de hilo. Retirar del fuego, añadir las yemas, previamente tamizadas, y los granos de almendra. Llevar de nuevo a ebullición hasta que se desprenda de la olla.
  4. Verter una cucharada del almíbar sobrante de las yemas en una sartén y dejar que se doren. Colocar encima una cucharadita de huevos blandos.
  5. Doblar para que los huevos blandos queden dentro de las yemas. Dejar dorar al gusto, retirar del fuego y reservar en una fuente untada con mantequilla. Repetir hasta terminar con las yemas.
  6. Dejar enfriar. Presentar cada Dom Rodrigo en cuadrados de papel de aluminio y cerrarlo en forma de cono.

Temas relacionados
Más noticias de Recetas