Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Obama presentó su plan para cerrar la prisión de Guantánamo

Quiere cumplir su promesa de campaña antes del fin de su mandato y a días de su histórico viaje a Cuba donde hablará con Castro por el reclamo territorial

Obama presentó su plan para cerrar la prisión de Guantánamo

El presidente estadounidense Barack Obama presentó ayer su propuesta para cerrar definitivamente el controvertido centro de detención ubicado en Guantánamo, Cuba. Aunque para llevarlo adelante necesitará de la aprobación del Congreso, obstáculo que se espera sea muy difícil de superar. "Por muchos años ha sido claro que el centro de detención de Guantánamo no mejora nuestra seguridad nacional. La socava", dijo el mandatario para justificar su decisión.


A menos de un año de dejar el cargo, Obama presentó un plan de entre u$s 290 millones y 475 millones para trasladar a los 91 prisioneros actuales a otros países o a uno de 13 posibles complejos en suelo estadounidense.
Obama impulsó el cierre de Guantánamo desde que llegó al poder en 2009, pero nunca pudo prosperar por la oposición del partido Republicano, del Departamento de Defensa y algunos miembros de su partido Demócrata.
Como candidato y presidente, Obama señaló en diversas oportunidades que la detención indefinida sin juicio de sospechosos de terrorismo daña las alianzas de Washington y sirve a la propaganda de los yihadistas, perjudicando la imagen de Estados Unidos en el exterior y amenazando su seguridad.


"Se trata de cerrar un capítulo en nuestra historia", señaló. La medida fue tomada días antes de la histórica visita que el presidente Obama realizará en la Isla de Cuba entre el 21 y 22 de marzo próximos, donde se reunirá con su par cubano Raúl Castro. La base naval de Guantánamo, que constituye un reclamo histórico de La Habana, estará en la agenda de las discusiones, aunque el plan sobre la prisión no tiene relación con el futuro de la instalación militar.


El presidente de la Cámara de Representantes, el republicano Paul Ryan, ya rechazó de manera categórica y dijo que la posibilidad de ser aprobada es casi nula. "Es ilegal y seguirá siendo ilegal transferir prisioneros terroristas a suelo estadounidense. No vamos a arriesgar nuestra seguridad nacional por una promesa electoral", dijo Ryan.
Por su parte el senador y precandidato presidencial republicano Marco Rubio impulsó una propuesta de ley por la que no se podrá transferir la base naval de Guantánamo a Cuba ni hacer modificación alguna sin autorización del Congreso.


"El presidente Obama ha dado al régimen de Castro concesión tras concesión, priorizando las promesas políticas sobre la seguridad nacional, la integridad del sistema de justicia, los derechos humanos y la democracia", consideró Rubio.