Hallazgo

Qué es Amaterasu: el rayo divino que la NASA detectó y que está cayendo sobre la Tierra

Los científicos quedaron asombrados por la partícula de alta energía que impacta en nuestro planeta. ¿De qué se trata?

En esta noticia

Un grupo de investigadores japoneses descubrieron una partícula de altísima energía que golpea la Tierra. Fue calificada como "Amaterasu" por Amaterasu mikami, la diosa del sol y el universo en la mitología japonesa

El descubrimiento se suma a otros hallazgos como "La partícula de Dios", más conocida como el bosón de Higgs y aportará información valiosa para comprender como el espacio las lanza al planeta.

La nueva partícula Aamaterasu que golpea la Tierra

La partícula tiene un nivel de energía que es un millón de veces más fuerte que el que los humanos pueden generar con los aceleradores de partículas más potentes.

Estos bits provienen de regiones del espacio sumamente alejadas y parece ser que cayeron en la Tierra en una lluvia de rayos cósmicos. Cuando impactan en la atmósfera se inicia una cascada de partículas secundarias y de radiación electromagnética.

Pueden llegar a caer a una velocidad mayor que la luz y producen una radiación que solo puede ser detectada por instrumentos científicos especializados.

¿Cuándo fue la primera vez que se descubrió el Amaterasu?

El observatorio Telescope Array en Utah fue el primero en capturar el impacto de estos rayos el 27 de mayo 2021. 

Pueden alcanzar energías superiores a 1.018 electronvoltios o 1  exaelectrónvoltio(Eev), un millón de veces más fuertes que los aceleradores de partículas creados por los humanos.

En caso del Amaterasu, puede alcanzar los 244 Eev equivalente a 2,4 billones de veces la energía de un rayo de tormenta común.

"Cuando descubrí por primera vez este rayo cósmico de energía ultra-alta, pensé que debía haber habido un error, ya que mostraba un nivel de energía sin precedentes en las últimas tres décadas", mencionó profesor asociado Toshihiro Fuji.

Es de sumo interés científico debido a que hasta el día de hoy solo se ha observado un rayo cósmico más fuerte que el Amaterasu. Sucedió en 1991 y fue bautizado como "Oh-My-God" con una energía de 320 Eev.

Se espera que la nueva partícula pueda servir para que en futuras investigaciones se esclarezca el origen de los rayos cósmicos.

Temas relacionados
Más noticias de Nasa
Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.