Cuáles son las tendencias minoristas 2022

Los consumidores argentinos retoman progresivamente sus hábitos de compra previos a la pandemia y el sector minorista espera dar un gran paso adelante para definir cómo será la experiencia de compra del futuro.

El 2022 será un año interesante para el comercio minorista, ya que el sector busca superar los desafíos de los últimos dos años y dar un gran paso adelante para definir cómo será la experiencia de compra del futuro.

"En Argentina, tras el levantamiento de las medidas restrictivas imperantes durante la primera parte de la pandemia, los consumidores minoristas retoman gradualmente sus rutinas anteriores. Esta situación trae aparejada una impresión positiva hacia lo que vendrá, siendo en las generaciones más jóvenes donde más se evidencia esta sensación.

Con respecto al comercio minorista, vemos que en la actualidad el mundo digital y el físico se combinan tanto en la etapa de investigación previa para la definición de la compra, como a la hora de su realización. En la proporción de esta combinación juega un rol fundamental la generación a la que pertenece el consumidor. Mientras que los Millennials copan el canal digital de compra, las generaciones que los preceden siguen prefiriendo las tiendas físicas.

Se sostienen los altos porcentajes de participación del e-commerce (principalmente orientado a la adquisición de productos comestibles, turismo, ocio y moda) apuntalado en una constante evolución de los sistemas de pago digitales, y con un crecimiento que, por ahora, no tiene techo.

Para lo que viene, vemos grandes oportunidades para aprovechar muchas de estas transformaciones que se han acelerado en este último tiempo", afirma Norberto Lucero, Socio Líder de Consumo de Deloitte Cono Sur.

Norberto Lucero, Socio Líder de Consumo de Deloitte Cono Sur

El futuro es emocionante, con nuevas tecnologías que están preparando el camino para una experiencia en línea más inmersiva, nuevo comportamiento del consumidor que impulsa la innovación tanto en el producto como en el modelo de negocio, y las marcas más grandes del mundo dejando de lado las presiones competitivas locales para abordar los problemas más importantes que enfrenta nuestra sociedad y el planeta.

Sin embargo, el 2022 no será fácil para todos. Hay varios factores que mantienen la mente de los minoristas enfocados en el aquí y ahora; (i) el COVID-19 sigue siendo una preocupación mientras surjan nuevas variantes y que sigan sin vacunarse en algunas partes del mundo, (ii) los problemas de suministro del 2021 (especialmente causados por la escasez de semiconductores) que no han quedado completamente atrás y (iii) las finanzas de los hogares se verán sometidas a una presión cada vez mayor a medida que el aumento del costo de vida se adueñe de muchos, lo que frenará la capacidad del consumidor para gastar.

Las seis tendencias principales para los minoristas en 2022

Generación Z como consumidores. Atraer a la Generación Z se vuelve más importante a medida que se convierten tanto en clientes como en empleados. No solo tienen su propio poder adquisitivo y ya no dependen de los padres, sino que también tienen deseos y necesidades fuertes y distintivos que los minoristas y las marcas deben satisfacer.

• Comercio minorista en un mundo digital. El mundo del comercio minorista en línea y digital ya no es exclusivo de los startups o de los negocios online. Hemos comenzado a ver que las principales empresas minoristas establecidas se defienden al adoptar lo digital. La transformación del minorista moderno hacia lo digital involucra adaptar su núcleo, explorar productos y experiencias digitales, como el metaverso.

• La comodidad aumenta. Dado que los consumidores exigen una experiencia minorista sin fricciones y, a menudo, sin contacto, las tiendas sin caja y la entrega ultrarrápida y autónoma se están convirtiendo rápidamente en la corriente principal.

• Los minoristas diversifican sus negocios. El consumo consciente y un mercado desafiante están alentando a los minoristas a diversificarse y pasar a negocios completamente nuevos para utilizar mejor sus activos y encontrar nuevas fuentes de crecimiento.

• Demanda de circularidad y trazabilidad. La circularidad está en una trayectoria de crecimiento fantástica y se espera que el sector de la ropa de segunda mano crezca más rápido que la moda rápida. Mientras tanto, las actitudes de los consumidores hacia la sostenibilidad significan que la trazabilidad es una capacidad crítica necesaria para cumplir las promesas climáticas y lograr objetivos basados en la ciencia para reducir las emisiones.

• Colaborar con sentido. A través de una colaboración progresiva y distintiva, los minoristas pueden lograr algo más grande que la suma de sus partes. En el próximo año, los minoristas y las marcas colaborarán para crear una marca distintiva y abordar los problemas más importantes de la sociedad, como el cambio climático.

Temas relacionados
Más noticias de comercio minorista
Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.