Recetas clásicas

Crema catalana: la receta original de las abuelas para disfrutar de un postre exquisito y sedoso

La preparación original para un postre tradicional español delicioso, simple y rápido.

En esta noticia

Los dulces españoles son famosos en el mundo por ser exquisitos gracias a la calidad de sus ingredientes y la variedad de sabores tan amplia como sabrosa. Potenciada por las conocedoras abuelas que extienden la tradición de generación en generación, las recetas se comparten en las mesas. 

Uno de estos postres; de aroma cítrico, consistencia cremosa y textura suave pero con una capa crocante; es originario del norte del país y se trata de uno de los platillos más consumidos: la crema catalana.

Este postre se cree que nació en un monasterio de Cataluña durante el siglo XVIII. Cuenta la leyenda que a la espera de la llegada de un obispo, las monjas prepararon un flan como postre. 

Sin embargo, por el apuro o por un error en la receta, el flan no se solidificó y para intentar repararlo decidieron añadir azúcar caramelizado en la superficie.

Según esta historia, el obispo al probar el postre se quemó con el caramelo caliente y exclamó "¡Crema!", que traducido del catalán al español significa "quema". 

Este sin querer nombra al platillo que originariamente se reservaba para el día de San José (el postre también se conoce como crema de Sant Josep), el 19 de marzo.

En la actualidad se disfruta sin estacionalidad y si bien la crema catalana cuenta con parecidos al flan, el crème brûlée y a las natillas, no son iguales. De hecho, cada uno de estos postres es delicioso por particularidades específicas y pocos son los que se resisten a estas cazuelitas dulces que se pueden acompañar con café o coñac. 

Tiempo de preparación: 20 minutos.

La única variación que ha tenido la receta ha sido, en el siglo xx, cuando algunas personas utilizaron harina de maíz (maicena) en vez de almidón. Fuente: Archivo

Ingredientes para preparar una crema catalana exquisita

  • 750 ml de leche
  • 200 gr de azúcar
  • 50 gr de almidón de maíz
  • 6 yemas de huevo
  • Cáscara de 1 limón o naranja

El paso a paso para preparar una sedosa crema catalana al estilo de la abuela

  1. Diluir el almidón de maíz con un poco de leche. Reservar.
  2. Batir las yemas de huevo con el azúcar hasta que alcancen un color claro y dupliquen el tamaño.
  3. Poner el resto de la leche a fuego moderado junto con la cáscara de limón o naranja.
  4. Cuando la leche llegue al punto de hervor, bajar el fuego al mínimo, remover la cáscara e incorporar las yemas batidas. 
  5. Mezclar suavemente hasta que se haya integrado todo.
  6. Agregar el almidón de maíz diluido. 
  7. Revolver hasta que la mezcla se espese.
  8. Retirar la mezcla del fuego y servir en recipientes individuales tipo cazuela.
  9. Echar azúcar sobre la crema y quemarla hasta que se caramelice.
  10. Llevar a la heladera para que no ocurra lo mismo que al obispo.
  11. Tras algunos minutos estará listo. Consumir acompañado de nata o solo. 

En cortos y simples pasos tendrás esta receta preparada en 20 minutos. Fuente: Archivo
Temas relacionados
Más noticias de Recetas