Bajar de peso

Estos son los únicos cortes de carne de puerco que puedes comer sin engordar

No pierdas tu ritmo de comida saludable y mira las partes que sí puedes comer sin arrepentimiento por romper la dieta para bajar de peso.

En esta noticia

Se aproximan las fiestas y una de las delicatessen de la gastronomía mexicana y en gran parte del mundo es el puerco o cerdo. Pero, también sabemos que el puerco es un gran aportador de grasas que no ayuda a bajar de peso.

Hoy, sin interrumpir tu plan alimentario o tu dieta, te daremos la lista de los cortes de carnes del puerco que podrás comer siempre y en especial durante las fiestas de diciembre y que sabemos que no atentan contra tu idea de bajar de peso.

Qué comer para no engordar. Fuente: Archivo.

Lograr una excelente y saludable alimentación sí es posible sin sacrificios extremos que te lleven a querer abortar tu idea de comer sano para tener una buena salud y un cuerpo con el que te puedas sentir muy cómoda o cómodo.

Cortes de cerdo o puerco que podrás comer y no engordan

Las proteínas que aportan las carnes blancas como la de cerdo son esenciales para el organismo, pero hay que saber qué partes comer y cuáles no.

  • Solomillo
  • Carré deshuesado
  • Lomo
  • Paleta

Carne de cerdo. Fuente: Pixabay.

Los expertos en nutrición y los dietistas recomiendan consumir este tipo de cortes de carne de puerco por lo menos una vez a semana en una porción de 200 gramos. 

Estos cortes de carne de puerco se destacan por ser magros; es decir, no contienen altos niveles de grasa, que es la que ayuda a aumentar de peso e interrumpe cualquier dieta.

Propiedades de estos 4 cortes de carne de cerdo

Recuerda acompañar la proteína de cerdo con abundante verdura.

La ciencia reveló cuál es el mejor horario para picotear entre comidas sin engordar

El caldo depurativo que te ayudará a desintoxicar tu cuerpo en sólo dos días

Solomillo:

El solomillo de cerdo es conocido por ser uno de los cortes más magros. Es bajo en grasa y calorías, pero al mismo tiempo, es tierno y sabroso. Es una excelente fuente de proteínas magras y contiene nutrientes como hierro y zinc.

Tener el peso que te recomienda tu médico. Fuente: Archivo.

Carré deshuesado:

El carré deshuesado, también conocido como lomo de cerdo, es otro corte magro. Contiene menos grasa en comparación con cortes más grasos como la panceta. 

Proporciona proteínas de alta calidad y es una buena opción para aquellos que buscan opciones más magras dentro de la carne de cerdo.

Lomo de cerdo:

El lomo de cerdo es un corte magro y tierno. Similar al solomillo y al carré deshuesado, el lomo contiene menos grasa en comparación con algunos otros cortes de cerdo. Es una excelente fuente de proteínas y nutrientes esenciales.

Paleta de cerdo:

La paleta de cerdo, aunque puede contener algo más de grasa en comparación con el solomillo o el lomo, sigue siendo un corte relativamente magro. 

La cantidad de grasa puede variar según cómo se prepare y cocine.

Comer carne de cerdo de forma saludable. Fuente: Pixabay.

Cuando se trata de preparar y cocinar estos cortes de carne de cerdo, métodos de cocción cómo asar, hornear o cocinar a la parrilla son opciones más saludables que métodos que añaden grandes cantidades de grasas, como freír en aceite.

Si notas que hay algún tipo o exceso de grasa en estos cortes, puedes sacarlos antes de entrar en cocción o bien, una vez se haya cocido se lo puedes retirar para hacerlos mucho más sanos.

Temperatura y tiempo a los que se recomienda llevar a cocción la carne de puerco


La temperatura de cocción adecuada para la carne de cerdo es crucial para garantizar que sea segura para el consumo y al mismo tiempo sabrosa y jugosa.

La Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos (FDA, siglas en inglés) y el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (USDA) proporcionan pautas de seguridad alimentaria.

Carne de cerdo entera, como asados y chuletas:

Cocinar a una temperatura interna mínima de 63°C (145°F). Es recomendable permitir que la carne descanse durante al menos 3 minutos después de cocinar para que los jugos se redistribuyan y la temperatura interna aumente aún más.

Carne de cerdo. Fuente: Pixabay.

Carne molida de cerdo:

Cocinar a una temperatura interna mínima de 71°C (160°F). Estas temperaturas son suficientes para matar bacterias y parásitos potencialmente presentes en la carne de cerdo

Además de la temperatura, el tiempo de cocción también es un factor importante. Cocinar la carne de cerdo hasta que alcance estas temperaturas internas asegurará su seguridad.

Temas relacionados
Más noticias de bajar de peso