Gastronomía

Pestiños: la receta fácil y rápida, clásica de Andalucía para acompañar las fiestas

Una icónica receta al estilo de la abuela, con siglos de historia, sabor y tradición para disfrutar en familia al asomo de días nublados.

En esta noticia

Los pestiños son una preparación típica de Andalucía que remonta al siglo XVI, aunque el origen data de los moriscos, con influencia de la dominación musulmana. 

Un postre ideal  para acompañar las fiestas, como la temporada navideña, carnavales y Semana Santa.  El tamaño puede ser cualquiera, desde más pequeños a más grandes; al igual que el formato, siendo el más habitual encontrarlos en forma de "pañuelo".

Una receta simple donde lo único complejo es la discusión que divide a los andaluces: ¿cómo son más deliciosos, con azúcar o con miel? Aunque probablemente las abuelas tengan su respuesta indiscutida.

El anís por su sabor dulce es parte esencial de la receta, por lo mismo no requiere azúcar agregada. Fuente: Archivo

Rinde: 10 porciones

Tiempo de preparación: 1 y 30 minutos

Este alimento estrella está en Teruel, lo podrías tener en tu jardín y cuesta hasta 1600 euros 

Decretan FERIADO el 9 de noviembre: ¿habrá FIN de SEMANA EXTRA LARGO?

Ingredientes para los pestiños

  • Aceite de oliva virgen extra para la masa 70 ml
  • Cáscara de limón para aromatizar el aceite
  • Azúcar para espolvorear
  • Miel para bañarlos
  • Semillas de anís o matalahúva (a gusto)
  • Vino blanco 70 ml
  • Aceite de oliva virgen extra abundante para freír los pestiños
  • Harina de trigo 250 gr

Recta final para la investidura: Puigdemont reúne a la cúpula independentista para acordar la amnistía

Atención: estos son los grupos de JUBILADOS que están exentos de pagar el IRPF

Cómo preparar pestiños andaluces

  1. Para empezar hay que aromatizar el aceite. Calentar en una sartén con un trozo de cáscara de limón hasta que esté dorado, luego se añade el anís. Apagar el fuego y reservar.
  2. En un bol grande se agrega la harina junto al vino blanco y el aceite ya frío. Se amasa hasta obtener una masa suave nada pegajosa. Dejar reposar media hora cubierta por un paño.
  3. Extender la masa con un rodillo con un grosor semejante al de una moneda. Luego cortar en tiras de 4 cm y después en cuadrados.
  4. Cada cuadrado dobla las puntas hacia dentro y se las pega con una gota de agua para dar la forma clásica del pestiño. Dejar reposar 30 minutos antes de freírlos.
  5. Calentar en un cazo abundante aceite y fríe los pestiños por tandas, escurrelos sobre papel de absorbente.
  6. Bañar en una mezcla de miel con unas cucharadas de agua que se debe calentar brevemente para generar un liquido homogéneo, o si lo prefieres, espolvorea con azúcar.

Y tu qué prefieres ¿miel o azúcar?. Fuente: Archivo
Temas relacionados
Más noticias de Recetas