U$D

DÓLAR
/
MERVAL

En escuelas rurales

Hay

15.000 escuelas rurales en todo el país, que atienden a entre 10 y 150 alumnos, y muchas con el sistema de plurigrado, donde un docente imparte la enseñanza en varios niveles y áreas, según cifras oficiales. Aunque la situación es compleja, por la falta de infraestructura y mantenimiento, al menos 1.500 de ellas son fuertemente respaldadas por empresas, fundaciones o donantes particulares, según cifras de la Asociación Civil Padrinos de Alumnos y Escuelas Rurales (APAER). La entidad funciona desde hace 35 años y cuenta con más de 500 becas para alumnos, además de varias programas para sostenerlas. No es la única: iniciativas como Misiones Rurales Argentinas, Fundación Ruta 40 y hasta de empresas, como 'Ford para la Educación' forman parte del ecosistema.

En otro orden, ProHuerta, una política del ministerio de Desarrollo Social de la Nación y el INTA, trabaja en zonas rurales y periurbanas desde hace casi tres décadas para fortalecer las comunidades desde varios ángulos: las huertas y granjas escolares, la capacitación de jóvenes promotores y los llamados Proyectos Especiales, de los cuales se llevan aprobados unos 600 en todo el país y fortalecen a las comunidades aglutinando esfuerzos de varias instituciones en el territorio. "En 2018, la meta es incrementar 90% la cantidad de huertas y granjas escolares y generar unos 20 grupos de jóvenes promotores del programa", dicen a El Cronista desde la coordinación nacional del ProHuerta. Hoy, ya hay 15.000 escuelas con huertas y decenas de proyectos en zonas rurales que mejoran la vida de los alumnos. Las historias llegan hasta lugares que no aparecen siquiera en el mapa. Además, en provincias como Chaco, Mendoza o Entre Ríos, los docentes hacen cursos certificados para que los chicos aprendan sobre agroecología, nutrición, alimentos sanos, ambiente y sustentabilidad.