Franquicias DIA: la oportunidad de inversión, en primera persona

La experiencia de un franquiciado de la cadena de supermercados, la cual ya cuenta con más de 900 de tiendas en todo el país y continúa expandiéndose. Los tiempos y las condiciones.

DIA es la cadena de supermercados que más está apostando por las franquicias y esta estrategia llama la atención de una gran cantidad de inversionistas interesados en disfrutar de sus beneficios. Actualmente, las franquicias son el motor de crecimiento de la compañía y, al mismo tiempo, suponen una oportunidad de negocio sólido, accesible y rentable para los inversores interesados en adquirirlas.

Uno de los franquiciados es Norberto Expósito, un caso de éxito que está en plena expansión de sus franquicias DIA. En una entrevista, indicó que la franquicia de la compañía "es muy accesible" y remarcó que por ello eligió esta opción frente a otras. Y por ser única en el rubro de supermercados.

"Hace 4 años que decidí emprender por mi cuenta y cuando estaba buscando una buena propuesta de negocio busqué el respaldo de una compañía multinacional que se encuentre instalada en el país. Como DIA ya estaba hace más de 20 años en Argentina, la propuesta me convencía por todos lados", explicó el franquiciado.

Expósito contó que decidió adquirir una franquicia en un momento crucial de su vida. Con mucha incertidumbre, pero queriendo cerrar un ciclo personal en un trabajo en relación de dependencia, decidió invertir. "Tenía los miedos más comunes sobre lo que significa emprender sin un respaldo", confesó.

Agilidad y seguimiento

Al momento de contactarse con la compañía, un asesor de DIA se comunicó y le detalló cómo era el modelo de negocio y cuáles serían sus beneficios. Le informaron sobre los pasos a seguir, avanzaron con la selección de la tienda que tomaría y, para ello, abordaron el análisis de cada una según su cercanía y comodidad.

"Me contacté con la compañía a través de un formulario en su página web y obtuve una respuesta inmediata. Me explicaron detalladamente como es el modelo de franquicia, la rentabilidad del negocio y la proyección estimada", contó el franquiciado.

En cuanto a tiempos, desde que el franquiciado tuvo su primer contacto hasta que abrió la primera tienda, transcurrieron dos meses. "Hubo una gran agilidad de todo el proceso", destacó.

Con la tienda en marcha, Norberto enfatizó que constantemente contó con un equipo de ventas que lo visitó periódicamente para trabajar en las oportunidades de mejora a nivel operativo. Desde la comunicación, aseguró que contó con sesiones informativas donde le dieron a conocer las novedades del negocio y los eventos en los que los franquiciados participan activamente.

En este sentido, el franquiciado comentó que su experiencia en cuanto a la capacitación fue sumamente enriquecedora. Desde un primer momento, asistió a múltiples cursos que ofrece la compañía. Cuando ingresó, tanto Expósito como su equipo asistieron a cinco semanas de formación donde les transmitieron todos los conceptos propios del negocio y la operación del mismo.

Asimismo, la compañía brindó acompañamiento presencial de un formador y brindó acceso a capacitaciones de la Academia Franquicias DIA, compuesta por una grilla anual de cursos y talleres, tanto presenciales como virtuales.

Después de tres años de gestión, la decisión de seguir creciendo sigue latente. La compañía afirma que la comunicación y el esfuerzo por mantener fidelizados a los clientes es una prioridad. En línea con esto, Norberto destaca de DIA el permanente contacto y el esfuerzo para brindar ofertas atractivas para el cliente ya que es sumamente importante para el crecimiento del negocio.

Expósito comentó que, sin saberlo, se encontró con beneficios más allá de lo económico: un gran crecimiento personal y profesional, además aseveró que tuvo la posibilidad de emplear personal de confianza, garantizando fuentes laborales. Por otro lado, enfatizó que la experiencia de gestionar un comercio a través de la marca hace que la experiencia sea "sumamente recomendable y confiable".

Entre los beneficios que obtuvo en cuanto al modelo de negocio, el franquiciado aclaró que al ser una marca muy consolidada en el mercado, ya posee clientes fidelizados y esto asegura la venta y rentabilidad de su negocio. Según indicó, el servicio de marketing, logística y otros aspectos que están involucrados en el funcionamiento de la tienda están a cargo de la compañía y esto brinda seguridad en la gestión. Expósito asegura que ese ahorro de tiempo el franquiciado puede aprovecharlo en cuestiones operativas y financieras, la venta y el desarrollo de su equipo de trabajo para ofrecer lo mejor a sus clientes.

Asimismo, remarca que el negocio es sólido, ya que al pertenecer a un rubro esencial, es una actividad estable en cualquier contexto socioeconómico. Todos estos factores, sin dudas, lo convencieron sobre adquirir una franquicia DIA. "Invito a todo el que quiera emprender a que escuche la propuesta que tiene DIA para ofrecerles", concluyó el franquiciado.

Accedé desde aquí a más información sobre franquicias DIA.

Tags relacionados