Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Se modernizaron tres centros de control aéreo en la Argentina

A la actualización realizada en Ezeiza y Córdoba, ahora se suman las de los aeropuertos internacionales de Mendoza, Resistencia y Comodoro Rivadavia

Con la puesta en marcha de nuevos sistemas de gestión de tráfico aéreo, los aeropuertos internacionales de Mendoza, Resistencia y Comodoro Rivadavia podrán gestionar un mayor número de vuelos. La implementación de estos nuevos sistemas completa los trabajos de modernización que ya se realizaron en los centros de control áreos de Ezeiza y Córdoba.
"Estos trabajos permiten tener más capacidad de espacio aéreo. Es el equivalente a hacer más carreteras. La Argentina tiene actualmente alrededor de 1700 vuelos controlados al día con un crecimiento en 2014 del 5%, lo que es muy significativo. Por lo tanto, estos nuevos sistemas permiten que se pueda crecer en nivel de seguridad y se puedan tener más aviones en el espacio aéreo argentino al mismo tiempo", explicó Enrique Castillo, director de Sistemas de Navegación para Latinoamérica de Indra, la empresa encargada de la renovación de los sistemas.
Indra es un proveedor tecnológico de la Dirección General de Control de Tránsito Aéreo (DGCTA), dependiente de la Fuerza Aérea Argentina (FAA) y fue la empresa encargada de implantar sus sistemas de gestión de tráfico aéreo en los Centros de Control de Área (ACC) y Control de Aproximación de los tres aeropuertos internacionales: Gobernador Francisco Gabrielli, en Mendoza; José de San Martín, en Resistencia; y General Enrique Mosconi, en Comodoro Rivadavia. Anteriormente, la compañía modernizó los sistemas del centro de control del aeropuerto internacional Ezeiza, en Buenos Aires, el más importante y con mayor tráfico del país, así como del de Córdoba.
Por una cláusula de confidencialidad, Indra no difunde las cifras de la inversión requerida para la renovación de estos sistemas. Según la compañía, con estos nuevos centros, la Argentina se ubica en un nivel tecnológico alto, que lo ubica en los mismos niveles que el resto de los países de la región.
"Lo que permiten estos sistemas es que los controladores tengan menos trabajo y puedan controlar más vuelos. Antes tenían que hablar por teléfono y ahora sólo tienen que hacer un clic. La forma de trabajo permite que los aviones vuelen rutas más cortas y de acuerdo a sus prestaciones en cada momento, lo que permite a las empresas aéreas ahorrar dinero", señaló Castillo. "Hasta ahora, los aviones volaban entre puntos en el cielo como si fueran carreteras. Con los nuevos sistemas, pueden acortar vuelos, porque están mejor vigilados, y consumir menos combustible", agregó.