Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Con logística, se sustenta el desarrollo de la Fórmula E

El movimiento de bienes, que suma 450 toneladas desde un continente a otro, incluye cargas peligrosas como baterías.

Con logística, se sustenta el desarrollo de la Fórmula E

DHL, lleva a la Fórmula E a través del mundo por segundo año consecutivo y trajo los autos y los equipos a Buenos Aires. La firma, que también mueve la Fórmula 1 en todo su calendario, es socio fundador y estratégico de la Fórmula E y llegó a las Américas por vía aérea y marítima para la carrera pasada en Punta del Este, Uruguay, continua ahora en Buenos Aires y viajará luego a México y los Estados Unidos. Toda la carga llegó a Buenos Aires desde Montevideo por vía terrestre, en 30 camiones.


Durante la primera etapa, DHL enfrentó con éxito el desafío de administrar la logística del campeonato de Fórmula E de manera rápida, eficiente y ecológica, minimizando la huella de carbono. Durante las 11 carreras en 10 países de la temporada inaugural, DHL ha transportado no solo los autos de carrera, sino también autos médicos y de rescate, piezas de repuesto, motores, chasis, baterías y equipos.


DHL y la Fórmula E han trabajado en conjunto para reducir la huella de carbono total generada: las emisiones registradas por el transporte durante toda la temporada fue menor a la mitad el CO2 exhalado por una sola persona durante el período del campeonato.


La selección del modo de transporte fue clave para obtener este resultado: más de la mitad de los traslados se llevaron a cabo por vía marítima, un modo de transporte que genera menor nivel de emisiones. Por otra parte, la eficacia en relación al embalaje de los autos y los equipos permite alcanzar una densidad de carga hasta cinco veces mayor, que se traduce en una menor emisión de carbón por kilo.


Además, el calendario de la Fórmula E fue diseñado por DHL para que las carreras consecutivas tuvieran lugar dentro de la misma región y permitieran utilizar modos de transporte más amigables con el medioambiente. Como principio general, los autos no regresan a las sedes de los equipos entre las carreras, una estrategia que reduce el total de la distancia recorrida.

Objetivo común

"Para DHL, la Fórmula E es una poderosa plataforma unificadora para que los jugadores de las diversas industrias exploren el futuro de la movilidad sustentable. Las innovaciones generadas y probadas durante la primera temporada son los pasos iniciales hacia este objetivo común. La sustentabilidad es parte del ADN de nuestra compañía y estamos observando con visión de futuro los avances en tecnologías eléctricas que podemos adoptar para nuestras operaciones", afirmó Alejandro Jasiukiewicz, gerente general de DHL Express Argentina.


El movimiento de bienes, que suma 450 toneladas desde un continente a otro, incluye cargas peligrosas como baterías: 41 baterías fueron transportadas directamente en los autos y se utilizaron cajas de aluminio específicas que cumplen con las normativas de las Naciones Unidas para transportar las adicionales.


Cuando resulta factible, el transporte aéreo es reemplazado por el transporte marítimo, ferroviario o terrestre, y se utilizan montacargas eléctricos como procedimiento estándar. Para la próxima temporada, se utilizará la solución ferroviaria de DHL que conecta Europa y China, para transportar todo el material necesario a Beijing para la primera carrera. El rol de DHL en la logística de la Fórmula E demuestra que hasta los traslados más complejos se pueden hacer de manera sustentable.


En su primera temporada 2015, la Fórmula E ha demostrado ser una plataforma interesante no solo para los espectadores, sino también para la industria automotriz que, a través del lanzamiento de innovaciones con alto potencial, se propone alcanzar un efecto positivo en el mercado de consumo, atraer a los principales jugadores y facilitar la adopción de soluciones de movilidad sustentable.