Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Los deportes extremos piden protección

Parapente, salto en paracaídas, ciclismo de montaña y escalada en roca son algunas de las disciplinas que ya cuentan con opciones a medida. Lo último.

Crece la práctica de los deportes extremos. Y, por sus altos niveles de riesgo, demandan seguros especiales. Aunque existe una larguísima lista, algunos de los más conocidos son parapente, salto en paracaídas, ala delta, buceo con oxígeno, rappel, escalada en roca, mushing, motociclismo, ciclismo de montaña, vela, skysurfing, ski y snowboard.
Pablo Daguzán, gerente de Suscripción Negocios Masivos y Vida de Mapfre Argentina, explica: "Teniendo en cuenta las características de las actividades de riesgo, los tipos de lesión a los que están expuestos y los valores de atención médica, ofrecemos el seguro de AP protección deportiva". Se trata de una póliza de accidentes personales que busca brindar cobertura completa ante las consecuencias de un accidente ocurrido durante el desarrollo de la actividad.
"Puede ser de contratación individual o grupal, en este caso, puede hacerlo el dueño de un establecimiento donde se desarrollan las actividades o el organizador de un evento que quiera cubrir a sus participantes en caso de accidente", añade.
Este seguro "cubre las consecuencias de accidentes personales en el ámbito deportivo con o sin in itinere (a elección del tomador) en cualquier lugar del mundo. La cobertura principal es fallecimiento por accidente. Se le suman coberturas como invalidez total y parcial permanente por accidente y asistencia médico farmacéutica (por reintegro), siempre dentro del ámbito deportivo. También ofrece una alternativa asistencial, donde el asegurado es asistido a través de alguno de los prestadores.
El seguro AP Deportivo de Mapfre cubre 80 deportes, entre ellos, paracaidismo, aladeltismo, parapente, aviación, automovilismo, buceo, kitesurf, wakeboarding, boxeo, artes marciales, pentatlon, andinismo y rafting.
Por su parte, el Instituto Asegurador subraya que, dentro de los deportes de alto riesgo, contemplan actividades como escalada, heliesquí, hidrobob, hidropedales en mar, hidrotrineo, piragüismo, quads y salto con elástico. En general, solicitan seguros de accidentes personales, que pueden incluirse como actividades dentro de los seguros de Vida Individual. Para los primeros, las coberturas más frecuentes son las de vida, invalidez, asistencia médica y farmacéutica, con inclusión o no de rescate, renta diaria, lucro cesante por invalidez temporaria y sepelio.

Cobertura de viajes

Como la mayoría de estas disciplinas se practican en zonas alejadas de los centros urbanos, las aseguradoras incluyen también seguro por riesgo del viaje, pérdidas de equipaje y de los equipos. "El seguro de accidentes personales ofrece una cobertura completa", dice Daguzán.
Para el Instituto Asegurador, las coberturas en general comprenden hechos que se produzcan en cualquier lugar donde se practique actividad deportiva, declarado por el deportista y aceptado por el asegurador, incluyendo el transporte. Excluye a países en conflicto interno o guerra. Los equipajes y equipos se pueden asegurar por coberturas independientes de seguros patrimoniales. Asimismo, eventualmente se puede incluir dentro de la asistencia médica un componente de gastos de rescate y el sepelio comprende el traslado y repatriación.
Desde el Instituto Asegurador, comentan que, en general, este tipo de seguros se contratan de forma colectiva por grupos o explotadores turísticos, lo que genera volumen de primas para que las actividades sean asegurables. A veces, es necesario desarrollar productos para atender una problemática particular.
La práctica de estos deportes es susceptible de ser asegurada, siempre que se tenga la experiencia mínima necesaria, se adopten las medidas de seguridad recomendadas y se utilicen los implementos homologados correspondientes que hagan posible en forma segura la actividad deportiva.
Sofía Wachler