U$D

MIÉRCOLES 19/12/2018
Dólar Banco Nación
/
Merval

Hacia un año lleno de desafíos y oportunidades

Los avances en inteligencia artificial son clave en una industria que apunta cada vez más a procesos de automatización. Para lograr un ahorro relevante, las aseguradoras deben poner a la innovación como ejes de su agenda.

por  SANTIAGO SEIGNOUR

Director de Finanzas y Crédito
0
Hacia un año lleno de desafíos y oportunidades

Aunque la inversión en tecnología todavía es incipiente en el mercado de seguros local, el año que viene la industria va a enfrentarse a muchos desafíos que representan una oportunidad. Los avances en inteligencia artificial son claves en una industria que apunta cada vez más a procesos de automatización que reduzcan los costos. Para lograr un ahorro relevante en gastos operativos, las compañías de seguros deben poner a la digitalización como ejes centrales de su gestión.

Estas transformaciones son un hecho en otros mercados. Algunas start-ups norteamericanas cuentan con algoritmos para analizar y predecir el comportamiento del consumidor, brindándoles la posibilidad, en el caso de seguros de autos, de pagar la prima en función del verdadero uso y riesgo. El uso de sensores y monitores permitiría reducir los riesgos asegurados, sumar información y reducir los fraudes. Por otro lado, Amazon incursiona en el mundo financiero y no es descabellado pensar que en un futuro quizás decida incursionar activamente en la industria de seguros.

La riqueza de información con la que cuentan las compañías de tecnología sobre sus usuarios puede significar un eslabón importante en la cadena de valores de las aseguradoras, permitiéndoles conocer los patrones de conducta y las necesidades de sus usuarios, dotándolas de insights valiosos.

Estas herramientas son una buena noticia para el mercado en la medida que los operadores tradicionales sepan implementarlas.

Otra de las coberturas que está en boca de todos hace algunos años, pero que tomó mayor importancia durante este último periodo es cyber risk, a través del cual una empresa se protege de los reclamos o pérdidas ocasionadas por un ataque o una fuga de datos en sus sistemas. Aunque es una cobertura bastante novedosa, los avances tecnológicos y los últimos ataques ransom de los cuales fueron víctimas varias empresas y organismos, hacen que este producto se posicione ya que, tanto para sus negocios como para su reputación comercial, es riesgoso operar sin estas coberturas. En el plano local, si bien la SSN está en plena etapa de aprobación de estas pólizas, el hecho de que aún no estén autorizadas hace que haya que emitirlas bajo la nómina de grandes riesgos. Es indudable la necesidad de que haya un producto acorde a las necesidades de las empresas para este nuevo riesgo.

La Resolución 41.057 introduce cambios en materia de inversiones, como la disposición que impide a las aseguradoras invertir en lebac o en FCI que incluyan aquellos activos, y que determina que deberán ir reduciendo su participación hasta marzo de 2018. Es una medida importante: más del 50% de las inversiones de las firmas se concentran en este tipo de instrumento. Esta medida las obliga a encontrar instrumentos de inversión alternativa. La SSN dispuso modificaciones en el mercado de reaseguros: amplió los requisitos de capitales mínimos exigidos a las reaseguradoras locales y resolvió la apertura gradual del mercado de reaseguros a los reaseguradores admitidos. Las operaciones de reaseguro y retrocesión podrán ser realizadas con reaseguradoras locales o con las admitidas.

Son muchos los retos que enfrentará la industria de seguros y reaseguros y, siguiendo los principios darwinianos, el éxito lo determinará la flexibilidad con que los operadores se adapten a los cambios.

Comentarios0
No hay comentarios. Se el primero en comentar

Más notas de tu interés