Autos de selección

Los jugadores del equipo nacional de fútbol aceleran en el Mundial con gambetas y goles. Pero también lo hacen fuera de la cancha, a bordo de poderosos coches de lujo. Los modelos que manejan Messi, Agüero, Higuaín y compañía.

Podrían tener el que quisieran. Y de hecho, así lo hacen: los jugadores de la Selección nacional, que transitan el Mundial de Fútbol con dudoso andar pero buenos resultados, tienen millonarios contratos en sus clubes, a los que se suman los arreglos publicitarios, que les permiten contar con embarcaciones, casas y, por supuesto, vehículos de alta gama. Porque no sólo quieren ser estrellas dentro de la cancha, sino también cuando viajan por las calles europeas.

Así, los cuatro fantásticos de la Argentina, esos de los que se espera mucho en el próximo tramo de la Copa (que se está disputando en Brasil), no son personajes de un perfil muy alto. Ni cerca están de las excentricidades del delantero italiano Mario Balotelli o del famoso portugués Cristiano Ronaldo, por tomar como ejemplo a otras figuras del nivel. Pero lo cierto es que Lionel Messi, Ángel Di María, Sergio Agüero y Gonzalo Higuaín no se fijan a la hora de desembolsar en autos y, aunque no los anden enseñando a los cuatro vientos, forman una buena colección de lujo, entre las que se cuentan marcas como Maserati, Ferrari, Bentley y Porsche, por citar algunas.

Pasó mucho tiempo ya desde que los futbolistas dejaron de ser sólo eso, virtuosos del balón, para convertirse en la cara visible de las marcas premium. Por ello, los dos clubes más grandes de España, Barcelona y Real Madrid, reciben cada año la entrega de vehículos de Audi para sus jugadores más reconocidos. Así, figuras como Messi, Cristiano Ronaldo, Neymar o Xabi Alonso salen de los entrenamientos a bordo de sus flamantes autos.

Maserati

Así es la Maserati Gran Turismo MC Stradale 450 CV que maneja el crack Lio Messi.

Con todo, se conoce la colección de vehículos que Lionel Messi posee, a pesar de que jamás hará ostentación de ello. Aunque el crack rosarino ocupe gran parte de su tiempo dándole a la pelotita y cuidando a su familia, se despertó en él una pasión que no se conocía hasta hace algunos años: los autos de alta gama. Por eso, además del Audi Q7 3.0 TFSI Quattro de 272 caballos de potencia que eligió como parte del convenio entre el Barça y la marca alemana (que acelera de 0 a 100 km/h en 7,9 segundos, logra una velocidad máxima de 222 km/h y está valuado en US$ 98.971), el 10 del equipo de Sabella tiene en su amplio garage catalán otros 'fierros' que también saca a pasear de tanto en tanto. Entre los que se conocen, se destacan una Maserati Gran Turismo MC Stradale, un modelo que cuenta con un motor V8 de 450 CV, una cilindrada de 4691 centímetros cúbicos y que puede llegar a una velocidad de 303 kilómetros por hora. Su valor asciende a los US$ 240.000. Lejos de conformarse con esas dos máquinas, Lio también guarda en su garage una Ferrari F430 Spider, con un potente V8 de 450 CV, que cuesta algo más de US$ 259.000. En esos días que el centrocampista quiere acelerar, puede llevar este vehículo a los 311 km/h. También se sabe que, además de los cuatro goles que ya lleva marcados en Mundial, otra de las perlas de Messi es un Dodge Charger SRT8, que tiene motor V8 de 6,1 litros que desarrolla 425 CV, logra una aceleración de 0 a 100 km/h en sólo cinco segundos y cuesta US$ 47.000; así como también un Lexus LX 570, que es de los que más utiliza por su diseño robusto y elegante, además de sus ocho cilindros en V y sus 381 CV. Otro lujo del crack.
Sin alejarse de Barcelona, Javier Mascherano, quien cultiva un bajo perfil, maneja un Audi Q7. Aunque, a diferencia de Messi, "el Jefe" lo prefirió en color gris y no blanco.

Traje a medida

Otro de los grandes astros de esta Selección es Sergio Agüero, tal vez el más enamorado de los autos del equipo, ya que más de una vez se lo vio recorriendo circuitos en el país y en el exterior, aprovechando sus descansos. En su casa de Manchester, el jugador del City (último campeón de la Premier League) recorre a buena velocidad la carretera que separa su casa del centro de entrenamiento de los ciudadanos con un Aston Martin Vanquish, una verdadera nave de 573 caballos de potencia que le permiten alcanzar los 300 km/h y acelerar de 0 a 100 km/h en sólo 4,1 segundos. El precio: US$ 290.000. Lo que queda claro es que el Kun bien sabe decidir entre los modelos y, además, cuenta con un buen asesoramiento, ya que vive rodeado de conocedores en materia de cuatro ruedas. Pero aparte de este bólido, el exjugador de Independiente también posee un Audi muy particular, ya que fue él mismo quien pagó 124.000 euros para que la firma alemana le diseñara su propio auto, utilizando como base un R8.

El Aston Martin Vanquish que maneja el "Kun" Agüero es una verdadera nave que alcanza los 300 km/h.

Difícil de conformar, como es en la cancha, donde no para de enloquecer a los defensores, Agüero ya tuvo su equipo de competición en el Turismo Carretera argentino. La corta experiencia del JL Kun Carrera 16 -asistido por su padre Leonel-, bajo el cual participaron pilotos de renombre, le sirvió al futbolista para demostrar sus habilidades al volante, tras recibir unas lecciones de manejo deportivo por parte del experimentado piloto alemán de Fórmula Uno Nico Rosberg, de la escudería oficial Mercedes-Benz. Cuando cuelgue los botines, si no se inclina por la dirección técnica, el futuro del Kun podría estar ligado a las cuatro ruedas.

Ángel Di María llegó al Mundial como el futbolista de mejor rendimiento en la selección de Sabella, tras una gran temporada en el fútbol europeo: fue figura en el Real Madrid que se quedó con la última Champions. Sin embargo, en su faceta como conductor deberá ajustar algunas clavijas, ya que poco tiempo atrás sufrió un accidente que le podría haber costado la carrera. Por fortuna, resultó ileso luego de impactar contra otro vehículo y una barrera de contención tras saltarse un 'stop' a alta velocidad, mientras viajaba con su novia. Pero "Fideo" aprendió la lección y hoy maneja con cautela por las calles de Madrid en dirección a Valdebebas, donde el equipo entrena cada día. Su auto preferido es igual al de su compañero en la selección y amigo, Lionel Messi, un Audi Q7, cortesía también del intercambio entre el Real y la marca alemana.

Como si hicieran falta ejemplos, el último de los cuatro fantásticos también se define por los anillos, y eso que ya no es jugador del Real Madrid, sino del Napoli de Italia. Sin embargo, Gonzalo Higuaín prefiere otro modelo de la marca: un Audi A7 Sportback 3.0 TDI quattro tiptronic dotado de un motor V6 de 245 CV de potencia. El dato es que el exgoleador de River cambió todos los años el modelo que tenía para elegir. Primero fue un R8 4.2 V8, después una SUV Q5, para llegar finalmente a A7.

Dos 'fierreros' que lo miran por televisión

Hamann_Bentkey

El Hamann Bentley Continental GT de Carlos Tévez, el gran ausente en el Mundial 2014.

A pesar de haber quedado fuera del Mundial, Carlos Tévez, que nunca estuvo en los planes del DT Alejandro Sabella, y Ever Banega, desafectado de la lista definitiva sorpresivamente, fueron y son cultores de los autos de alta gama. Mientras estaba en Inglaterra, jugando con el Manchester City, Carlitos piloteaba, cuando la justicia inglesa se lo permitía, un Hamann Bentley Continental GT de 575 CV. El modelo Speed emplea el mismo propulsor pero llega hasta los 625 CV, elevando la velocidad máxima hasta los 330 km/h y rebajando tres décimas el tiempo de 0-100 km/h, hasta los 4,2 segundos. Además, tiene dos turbos que se encargan de hacer todo más fácil. Pero para "el Apache" las cosas nunca son del todo sencillas. En su Hamann lo multaron y le advirtieron, pero fue en su Porsche Panamera en el que le confiscaron la licencia a fines de 2012. Sin embargo, en 2013 volvió a incurrir en negligencias fuera del verde césped: por conducir otra vez sin registro ni seguro debió cumplir horas comunitarias como barrendero. El Panamera, el primer cuatro puertas de la marca deportiva, tiene motor delantero y tracción trasera. El propulsor más potente podría ser una versión modificada del V8 naftero de 4,8 litros del Cayenne. Alcanza los 300 CV a 6200 rpm en su versión básica, mientras que la turbo puede superar los 550 caballos de potencia.

Ferrari

La Ferrari que quemó Banega, el borrado de Sabella.

Por su parte, Banega, que volvió a Newell's para obtener la titularidad que había perdido en el Valencia español y garantizarse un lugar en la Selección -plan que no surtió efecto-, es de los más fierreros en este grupo de futbolistas top. Mientras jugaba en España se despachó con una Ferrari 360 Modena que prendió fuego el mismo día que la adquirió. Este modelo, fabricado entre los años 1999 y 2004, contaba con un motor trasero V8 de 3586 centímetros cúbicos que le daba una potencia total de 294 CV. Esto le permitía acelerar de 0 a 100 km/h en 4,5 segundos y lograr una velocidad máxima que superaba los 295 km/h. Su precio, de segunda mano, oscila entre los 60.000 y 70.000 euros. Habrá que ver cuál es el próximo destino del volante central -ya dejó Rosario- para ver con qué nuevo modelo sorprende. Su pasión por los autos quedó a las claras.

Tags relacionados