Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Prevén repunte de la economía en América Latina en 2017

El enfriamiento del ritmo de suba de los precios de alimentos impulsará un recorte de tasas de interés, según un sondeo privado. Argentina y Brasil saldrán de la recesión

por  LA REPUBLICA

COLOMBIA
0
Prevén repunte de la economía en América Latina en 2017

El crecimiento económico probablemente repuntará de manera modesta en América Latina en 2017 debido al enfriamiento en el ritmo de avance de los precios de los alimentos, lo que ayudará a que los bancos centrales recorten unas tasas de interés que están entre las más altas del mundo, según un sondeo publicado ayer por Reuters.


Brasil y Argentina emergerán de recesiones de diferentes grados el próximo año, mientras que Colombia aprovecharía una recuperación de los precios del petróleo, de acuerdo a las previsiones de 60 economistas a lo largo de la región.


El crecimiento parece menos seguro en México, donde se estima que el banco central continúe subiendo las tasas de interés. Todas las economías, incluyendo la de Chile, seguirían expandiéndose menos que su potencial, salvo Perú, donde una agenda de reformas estructurales del presidente, Pedro Pablo Kuczynski, impulsaría la inversión privada.


"Prevemos que la economía latinoamericana toque fondo este año", dijo Luciano Rostagno, jefe de estrategia de Banco Mizuho, en Sao Paulo. "Varias monedas latinoamericanas están entre las que tienen mejor desempeño entre las de países emergentes contra el dólar en lo que va del año", agregó, en referencia al real brasileño y los pesos de Colombia y Chile.


América Latina tuvo dificultades en años recientes con la fuerte caída de los precios de las materias primas que exporta, como petróleo, mineral de hierro y cobre. Años de intentos fallidos para impulsar la expansión por medio de subsidios y gasto público alto también atizaron la inflación, que alcanzó un ritmo todavía más alto en 2016 debido a un patrón climático inusualmente fuerte de El Niño que provocó un aumento de los precios de los alimentos.


El sondeo de Reuters sugiere que ese escenario comenzó a cambiar. Para Brasil se prevé un crecimiento de 1,1% en 2017 tras dos años de lo que probablemente fue la peor recesión de su historia. El repunte sería más fuerte en Argentina, donde se espera que la economía avance 3,1% el próximo año, de acuerdo al promedio de las previsiones de la consulta.


Pero una expansión económica más veloz será demasiado modesta para reducir la desocupación en 2017, especialmente en Brasil, donde casi 12 millones de personas están desempleadas, según los índices oficiales. Pero podría ser lo suficientemente fuerte como para atraer a inversores extranjeros en un mundo en el que las tasas de interés extremadamente bajas son cada vez más la norma, y no la excepción.


Los inversores son optimistas sobre las reformas en el horizonte en Perú, donde los legisladores otorgaron al presidente un período de vía rápida de 90 días para aplicar cambios impositivos y reestructurar la petrolera estatal Petroperú. Brasil también se dirige a aprobar cambios presupuestarios mayores para limitar el aumento del gasto, mientras Argentina avanza para consolidar una nueva meta de inflación.


Las tasas de interés probablemente bajen en Brasil y Colombia, y posiblemente en Chile y Perú, según la encuesta. Pero continuarán ofreciendo buenos retornos para los inversores extranjeros, con niveles estimados para finales de 2017 en 11% en Brasil y 6% en Colombia.


Tasas más altas lucen probables sólo en México, donde el banco central indicó que seguirá de cerca cualquier aumento de tasas en Estados Unidos. Allí, la probabilidad de una suba es de 70% en diciembre. El banco central de México subió su tasa referencial tres veces este año, en parte por la volatilidad cambiaria que ocasionron los temores de una victoria de Donald Trump en las elecciones presidenciales de Estados Unidos.

La tasa de México es de 4,75% y se proyecta que alcance 5,5% a finales de 2017. Pese a que la región en general parece estar mejorando, la crisis económica venezolana sigue su curso, con una escasez aguda de alimentos y medicamentos. Los economistas prevén que el producto interno bruto se desplome 9,9% en 2016.