Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Los Juegos Olímpicos moverán u$s 21.800 millones en Brasil

Un estudio revela que el impacto directo sobre el PBI será de u$s 10.000 millones. En inversiones y obras de infraestructura u$s 7000 millones y otros u$s 3000 millones por vía indirecta a través del consumo de productos e insumos distribuidos en todo el país

Los Juegos Olímpicos moverán      u$s 21.800 millones en Brasil

Los Juegos Olímpcos de Rio de Janeiro generarán un movimiento de u$s 21.800 millones. Los impactos directos vinculados con inversiones, gastos en obras de infraestructura y el legado olímpico, la organización del evento, las instalaciones, los visitantes, seguridad e importaciones, entre otros puntos, rondarán los u$s 13.218 millones. Por vía indirecta, a través del consumo de productos e insumos de proveedores distribuidos en todo el país, que tendrán efecto en la creacion de puestos de trabajo y generación de renta, sumarán casi u$s 8.620 millones.

Los datos surgen del estudio "El Valor de los Juegos-Impactos Socioeconómicos de los Juegos Olímpicos y Paraolímpicos Rio 2016", desarrollado por EY, que apoya la actividad.
Divulgado en exclusiva por Valor, el estudio analiza el movimiento económico promovido por la realización de los eventos entre 2010 y 2016.

El impacto total sobre el Producto Bruto Interno (PBI) será de u$s 10.169 millones, u$s 7.031 millones relacionados a reflejos directos y u$s 3.138 millones por vía indirecta. En la parte incluida en los u$s 21.800 millones con reflejo en el PBI, se contemplan valores que se refieren a la producción final de bienes y servicios.

A pesar de que los juegos son en Rio de Janeiro, estado que se beneficiará por completo gracias al impacto directo en su economía, los efectos positivos se extenderán a otras regiones brasileñas. De los u$s 3.137 millones de efecto indirecto en el PBI, 82,08% se concentrará en la región sudeste; 9,71% en el sur; 3,98% en el nordeste; 2,3% en el norte y 1,93% en el centro-oste del país.
San Pablo, que nuclea a la mayoría de las industrias de Brasil, figura como el segundo estado más beneficiado. Le siguen Minas Gerais, Paraná, Espírito Santo, Rio Grande do Sul, Santa Catarina, Bahia, Amazonas y Pará.

Con respecto a la creación de empleos, entre 2010 y 2016 el movimiento de recursos vinculados a los Juegos generó 1,79 millones de puestos de trabajo, entre permanentes y temporarios.
El análisis contempla el legado de los Juegos Rio 2016, comprendidos como oportunidades de transformación socioeconómica. Otro desafío de la realización de las Olimpíadas es la mirada al futuro, es decir lo que podrá construirse en base al aprendizaje y la experiencia en ser sede de un evento de ese porte.

"Comenzamos a desarrollar este estudio a finales del año pasado, porque no habíamos visto ningún análisis de los desafíos que Rio de Janeiro y Brasil enfrentarán después de los juegos", explicó José Carlos Pinto, socio de advisory y líder del Programa Juegos Olímpicos de EY.
"Entendemos que existen innumerables impactos y necesitábamos hacer una evaluación, minímamente, de éstos y los principales desafíos. Aunque aún no podamos hacer un estudio que se enfoque más en los datos cuantitativos2, afirmó.

Pintos señaló que los juegos transformaron muchos paradigmas en todo el país. "El gran desafío es sostener las lecciones aprendidas, para establecer un conjunto de pilares que sigan atrayendo inversiones de infraestructura para el país después de los juegos", completó.

En el análisis figura un contrapunto entre la organización de los Juegos Olímpicos y Paraolímpicos en Londres, en 2012, y Rio 2016. Los datos muestran que hace cuatro años el financiamiento público representaba 80% del total del presupuesto. En Rio de Janeiro, la previsión es que la participación de los tesoros federal, estadual y municipal no superará el 40%.

El estudio cita que la meta en Londres era realizar eventos bajo la bandera de la sustentabilidad, apostando a cómo la población podía luego aprovechar las instalaciones que se construyeron a partir de la demanda del Comité Olímpico Internacional (COI). En Rio de Janeiro, las prioridades enfocan la idea de los Juegos de Transformación: los recursos deben invertirse en obras que produzcan impactos positivos en la vida de los habitantes de Rio una vez finalizado el evento deportivo.

El líder del Programa Juegos Olímpicos en la EY explicó que es necesario mejorar mecanismos para garantizar la seguridad jurídica y mostrar al inversor privado que puede tener un retorno adecuado al riesgo inherente a los proyectos de largo plazo. "Rio de Janeiro tuvo habilidad para viabilizar algunas inversiones de forma muy creativa y adecuada. Vivimos durante la preparación de los Juegos una serie de experiencias que fueron exitosas, pero precisan seguir mejorándose. Y pueden extenderse a otros conjuntos de servicios y proyectos realizados en el país", dijo Pinto.

Entre las fuentes de información utilizadas para el estudio está la Autoridad Pública Olímpica (APO), que incluye los datos oficiales del Plan de Políticas Públicas de los Juegos y la Matriz de Responsabilidades, un documento que reúne compromisos asumidos por las entidades gubernamentales como el COI en proyectos referentes solamente a la organización y a la realización de los Juegos de Rio 2016.

También se utilizaron en los análisis datos extraídos de fuentes como TCU, Fiscaliza Rio 2016, RIOgaleao. Un ejemplo está en los gráficos que muestran otros legados para la ciudad de Rio en términos de transportes y movilidad urbana. Según el documento de EY y de Bradesco, las inversiones en el Aeropuerto Internacional del Galeao sumaron u$s 574,7 millones; en BRT Transcarioca, u$s 566 millones; en BRT Transbrasil, u$s 422,4 millones y en BRT Transoeste (lotes 1 a 4) u$s 275.862.

En el área de turismo y hotelería, el estudio tomó datos de Abih-RJ y del Centro de Investigaciones y Estudios Aplicados al Turismo de la Ciudad de Rio de Janeiro (Rio Cepetur), que exponen un crecimiento de 116% en la oferta de habitaciones e inversiones superior a u$s 2011 millones.
En total, se computaron 48.000 nuevos empleos (directos e indirectos). Según Pinto, para garantizar más independencia en los análisis, las proyecciones del estudio se realizaron con la Fundación Getulio Vargas (FGV), que desarrolló la metodología y disponibilizó sus bases de informaciones