Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

Lanzamiento de bala: Lauro terminó 19°, pero no le alcanzó para acceder a la final

El argentino registró una marca de 19.89 metros. “Me voy molesto por no conseguir los resultados planeados”, aseveró al término de la competencia.

Lanzamiento de bala: Lauro terminó 19°, pero no le alcanzó para acceder a la final

El argentino Germán Lauro finalizó en la 19° posición de la tabla general de la disciplina lanzamiento de bala y quedó eliminado de los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro 2016.

En su mejor registro, Lauro registró una marca de 19.89 metros, pero fue insuficiente para acceder a la siguiente fase del certamen.

El bonaerense lanzó 19,89 metros en su primer intento y no pudo mejorar esa marca en los otros dos, que fueron de 19,56 y 19,61

“Uno, cuando se acostumbra tanto, le molesta un poco más no poder clasificar. Yo soy uno de los viejitos, se está viendo un recambio muy grande. Me voy molesto por no poder conseguir los resultados planeados”, analizó tras la competencia en diálogo con la señal deportiva de cable TyC Sports.


Si bien la clasificación automática para la final se lograba con 20,65 metros, para meterse entre los doce mejores y acceder a la serie definitiva el trenquelauquense debería haber superado los 20,40 metros, marca que logró el jamaiquino O’Dayne Richards.


El primer puesto de la clasificación fue para el estadounidense Ryan Crouser, con 21,59 metros.

Lauro, de 32 años, fue finalista en Londres 2012, donde logró el sexto puesto con 20,84 metros.

Además confirmó luego de quedar eliminado en sus terceros Juegos Olímpicos que fueron los últimos, y anticipó que el año que viene puede ser el de su retiro.

“Ahora hay que pensar en frío, pensar en qué se falló este año y pensar en el año que viene, que puede ser el último”, concluyó el atleta.