Prevención y seguridad laboral en la Argentina, el reto de las pymes

por  MARCELA TOLOSA

de Fluence Argentina.

0
Prevención y seguridad laboral en la Argentina, el reto de las pymes

La protección es uno de los principales factores a considerar en las pymes. Según el Informe Provisorio de Accidentabilidad Laboral de la Superintendencia de Riesgos del Trabajo (SRT), mientras que en 2017 se notificaron 580.109 casos de accidentes laborales, en 2018 la cifra fue 545.907. El estudio revela que las cinco provincias con mayor cantidad de casos notificados registran un marcado descenso. Es el caso de: Buenos Aires (-9,2%), CABA (-7,5%), Mendoza (-5,1%) Córdoba (-1,4%) y Santa Fe (-2,1%). Si bien hubo una disminución de incidentes, el porcentaje es aún muy alto y aún queda mucho por hacer.

Trabajar en un entorno seguro implica no solo condiciones y medidas adecuadas, sino también del compromiso de todo el personal. Los riesgos que pueden presentarse son variados, dependiendo del sector, las tareas y materiales utilizados. Por ejemplo, si es una planta industrial, los principales pueden ser cortes, golpes, quemaduras, proyección de partículas, caídas, contacto eléctrico o bien asociados a tareas particulares como soldadura, movimiento de materiales y trabajos en altura.

Es importante considerar la labor del personal técnico especializado, que realiza la puesta en marcha de los equipos, manipulando productos químicos y utilizando herramientas manuales y eléctricas. Este sector está expuesto a potenciales riesgos ya que concurren a plantas de clientes que pueden ser de otro rubro y se presentan peligros no habituales o no conocidos.

Para minimizar los riesgos en las diferentes actividades de una empresa, el primer paso es realizar un plan de trabajo y capacitación en seguridad e higiene laboral, basado en concientizar a los trabajadores sobre los riesgos en sus tareas diarias, focalizando en los cuidados y medidas preventivas a adoptar.

La mayoría de los accidentes de trabajo ocurren por dos motivos: condiciones peligrosas y actos inseguros o actitudinales de los trabajadores. En el primer caso, encontramos factores como métodos de trabajo incorrectos, falta de procedimientos, máquinas en mal estado o sin mantenimiento, falta de orden y limpieza; en el segundo, se presentan distracciones, la no utilización de los debidos elementos de protección, operar equipos sin autorización o formación insuficiente

Un factor que puede contribuir a revertir tal situación es que las empresas motiven a que los empleados comuniquen los incidentes detectados, sean condiciones o actos inseguros, y darles un tratamiento investigando e identificando las causas de estos desvíos, estableciendo acciones de prevención para controlar los peligros.

Un punto no menor es el bienestar de los empleados, que requiere de mediciones de iluminación, ruido, ergonomía y posturas de trabajo. Es importante desarrollar procedimientos internos de trabajo y reportes de seguridad.

Para actuar sobre las condiciones de trabajo resulta necesario realizar inversiones relacionadas a la seguridad, adquiriendo, por ejemplo, elementos para el trabajo en altura de forma segura, instalando un puente grúa para el levantamiento de cargas y realizando mantenimiento preventivo de sus instalaciones.

Shopping