Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Saltar a la factura electrónica

Los responsables inscriptos en el IVA tendrán que abandonar las facturas en papel y adaptarse a la era y a la boleta digital. Cómo hacer la transición para estar en regla con el fisco.

Saltar a la factura electrónica

Abandonar los talonarios en papel y dar el salto a la boleta digital es la consigna marcada por la AFIP para todas las operaciones de venta de bienes, locaciones y prestación de servicios de responsables inscriptos. La AFIP avanza hacia una visualización más amplia de las operaciones comerciales y conmina a las empresas a ser responsables con su información tributaria. Algunos puntos para tener en cuenta:

1 Quiénes están alcanzados
Parte de los responsables inscriptos con IVA, excepto quienes realizan operaciones masivas de consumo final con controladores fiscales, debieron adecuarse el 1° de abril, aunque la conversión final se dilatará hasta el 1° de noviembre (ver recuadro). Los especialistas coinciden en que los que se anticiparon al nuevo modelo tuvieron una ventaja competitiva para su negocio.

2 Cómo empezar a facturar
La AFIP estableció un sistema desde su sitio web, al que se accede por la clave fiscal. La agencia que preside Alberto Abad emitió una guía que recorre el procedimiento paso a paso y puede consultarse en la página web. Una vez listo para facturar, la emisión se da en cuatro pasos y concluye con la opción de exportar los comprobantes en formato .pdf. También pueden bajarse resúmenes de las operaciones realizadas a un archivo de Excel. Pero el sistema puede ser engorroso para quienes emiten muchas facturas, por lo que preferirán sistemas privados de facturación electrónica.

3 Los sistemas de gestión
Lorena Comino, CEO y cofundadora de Facturante, sostiene que las empresas alcanzadas deberían evaluar qué software es el apropiado para cubrir sus necesidades. "Las firmas tienen que verificar si su proveedor ya incorporó la facturación electrónica y si está configurada para que la empresa la utilice. Otra forma es incorporarla con una integración en la interfaz que resuelva la comunicación con AFIP", sugiere la especialista. Y Fernando Arzuaga, CEO de Xubio, otra firma que ofrece el sistema de factura electrónica, considera que estos sistemas permiten actualizar automáticamente el estado de cuentas a cobrar, inventarios y reportes impositivos. "Así se ahorran tiempos en actividades repetitivas y se logra una mejor información para la toma de decisiones", concluye Arzuaga, que ofrece software gratis a pymes que emitan menos de 100 facturas al mes.

4 Régimen y marco legal
Las nuevas facturas no se podrán anular. Para cancelar un comprobante hay que generar una nota de crédito. No se podrán emitir comprobantes con fechas antiguas: solo se podrán hacer con hasta cinco días en caso de facturar bienes, o diez días en caso de servicios. Así, AFIP controla la correlatividad numérica y las fechas. Además, todos los inscriptos en el IVA deberán cumplir mensualmente con el Régimen de Información de cada una de las operaciones de sus compras y ventas. Según subraya el CPN René Escobar, docente del Seminario de Gestión Pyme de la Facultad de Económicas de la UBA, la AFIP accederá a la facturación y al contenido, e incluso podrá monitorear la correspondencia entre la actividad declarada y la operatoria real. "Aumenta el control, y con las cintas digitales testigos se puede auditar cantidad y componente de las facturas", explica.

5 Cambios para mejor
Para Arzuaga, la factura electrónica "permitirá agilizar el proceso de facturación y de cobro, y si la pyme opta por alguna solución en la nube, tendrá un backup automático de toda su información para conducir el negocio". La conversión digital también ofrece una oportunidad de mejora para la empresa. "Esto acortará procesos y ahorrará recursos, porque permite dedicar más tiempo a la venta del producto o del servicio", evalúa Comino. A juicio de Escobar, hay ventajas y desventajas para advertir: "Esta medida habla de un nuevo poder de observación, que permite ver las unidades con las que opera e incluso llevará a un cruzamiento de datos con otros entes recaudadores". Llegó lo que se esperaba.