Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

El tiempo real es oro

El tiempo 
real es oro

Cuando Evan Spiegel, el fundador de Snapchat, rechazó la oferta de Facebook supo que, más temprano que tarde, Mark Zuckerberg iba a usar Instagram para competirle con una de las apps del momento. Su decisión se oficializó el martes. Se llama ‘Stories’ y es una nueva función de Instagram que consiste en fotos y videos con dibujos a mano y otros efectos que se borran a las 24 horas. Es para compartir, explicaron en el blog oficial de la app, elementos del día a día del usuario sin invadir el timeline clásico de fotos. Miles de usuarios se quejaron de que Instagram le había ‘robado’ a Snapchat. Pero las ideas no son de alguien en particular, sino del que las sepa usar y vender mejor. ¿Qué sería de Google sin Altavista y Yahoo? ¿Cómo serían los smartphones actuales sin el primer iPhone? Copiar y pegar es obligatorio en el mundo digital.
Instagram fue creada en San Francisco a fines de 2010 por Kevin Systrom (un ex Google) y Mike Krieger. Al principio solo la podían usar los usuarios de iPhone. Cuando se abrió a los de Android ya era un éxito. Poco tiempo después, en 2012, la compró Facebook en mil millones de dólares. Fue un gran negocio. Según un estudio publicado en El País de España, su cotización actual se calcula en u$s 40 mil millones. Cosecha 500 millones de usuarios (más que twitter) y ya genera ingresos publicitarios.
Tanto Instagram como Snapchat quieren apropiarse del real time. Del vivo y el directo de lo que haga, vea o piense el usuario. Pero no son las únicas que están detrás de lo mismo. El CEO de Twitter Jack Dorsey apuesta a transformar su plataforma (que hasta ahora no le encuentra la vuelta para ganar dinero) en la que el usuario pueda ver eventos deportivos y musicales en vivo y en directo. Negocia alianzas estratégicas como con la NBA para transmitir los partidos de basket. Y también compró Periscope y Vine. Compite con Snapchat, hasta el momento la app elegida por los más jóvenes y que negoció acuerdos con la NFL de los EE.UU.
La app del pajarito lanzó Moments para que los usuarios compartan con sus seguidores lo que ocurre en el momento. Para los Juegos Olímpicos que arrancan hoy la apuesta fue grande: lanzaron más de 200 emojis y transmitirán en vivo los resultados de cada atleta, noticias, medallas, etc.
Pero dominar el real time no será fácil porque también está Netflix, Facebook, YouTube y Amazon, entre otros gigantes. La empresa de películas y series por streaming ya empezó a transmitir en vivo programas como Chelsea, un ciclo de entrevistas y humor político de la famosa comediante Mary Tyler Moore. Cada nueva emisión aparece los miércoles, jueves y viernes y quedan en los servidores para verlos cuando uno quiera. Y crecen los rumores de que producirían un noticiero diario con horario fijo, como los tradicionales de la TV abierta. Pero en lugar del minuto a minuto, Netflix tiene una herramienta mucho más valiosa que el rating: sabe con exactitud cuántos usuarios ven sus productos, dónde viven, qué edad tienen, cuáles otras películas y series ven, qué buscan, etc. Big Data, que les sirve para pulir sus productos a medida de los gustos de sus 90 millones de suscriptores que pagan 8 dólares por mes desde 190 países diferentes.
Los videos en vivo generados desde aplicaciones de celulares logran más interacción entre los usuarios que los videos convencionales. Reciben más comentarios, likes, etc. Y también estimulan la permanencia y que otros usen la misma app para ver en simultáneo el mismo contenido. Las plataformas ven en esto una gran oportunidad para vender más y mejores avisos de publicidad.
En abril se lanzó Facebook Live para que cualquiera transmita en vivo lo que quiera desde la app de su celular. Ya tiene filtros tipo Snapchat. La empresa de Zuckerberg invirtió u$s 50 millones para pagarle a celebridades y medios para que generen sus propios contenidos y lo transmitan en la red social. Y hace dos días se pudo ver en directo y en HD el primer partido de fútbol, un amistoso entre el Manchester United y el Everton a beneficio de la Fundación de Wayne Rooney. Facebook quiere competirle al rey YouTube, que perdió un poco de tiempo en este tema pero ya anunció que en breve lanzará su app ‘live stream’. Cuenta con todo el poder de Google.
La batalla por el vivo ya empezó y será en el celular.

Más notas de tu interés

Comentarios0
No hay comentarios. Se el primero en comentar