Dificultades financierasExclusivo Members

Una marca de ropa por catálogo, muy popular en los 90', entró en concurso de acreedores

La compañía tuvo una pronunciada caída en las ventas en los últimos años. Aseguran que la inflación, el aumento de costos y la incertidumbre política aceleraron el deterioro

En esta noticia

La marca de ropa por catálogo Martina Di Trento entró en concurso de acreedores. En su pedido ante el juez, la compañía explicó que se ve imposibilitada de hacer frente a distintos vencimientos a raíz de "un importante descenso del volumen de ventas, coincidente con un continuo incremento de los costos de producción, la inflación, la constante devaluación del peso y las altísimas tasas de interés para financiar deuda de corto y largo plazo".

Martina Di Trento fue fundada por Marta Cañas en 1991. La compañía nació con el objetivo de "llevar la moda del mundo al interior del país" y adoptó como modelo la venta por catálogo por medio de revendedoras.

En su mejor momento, en 2013, llegó a vender 5 millones de unidades al año. Sin embargo, la inflación y las altas tasas de interés resintieron las ventas a partir de 2018. Con la pandemia llegaron las verdaderas dificultades: en 2020 las ventas cayeron un 50% hasta 1,6 millones de unidades.

A partir de entonces, la situación de la compañía comenzó a empeorar, con fuertes reducciones en los volúmenes. En 2022 despacharon apenas 700.000 unidades, mientras que en los primeros seis meses del año acumularon 300.000 unidades.

Menos pedidos

"Otro indicador que muestra como ha bajado el consumo de los productos de la compañía se ve reflejado en la cantidad de unidades vendidas por pedido. Anteriormente, se solicitaban en un mismo pedido varias prendas por cliente, cuando hoy en día esa cantidad no suele superar las dos prendas en promedio por cada uno", indicó la compañía en la presentación judicial.

La compañía detalló que entre los factores que influyeron en la situación financiera actual de la compañía se destacan los niveles inflacionarios extremadamente altos, el desmesurado incremento del costo de financiamiento, las PASO, la devaluación, la caída del volumen de ventas y el aumento constante de los costos de producción.

Imposibilidad de pagar

"Se debe dejar establecido que la sociedad habría evidenciado su estado de cesación de pagos el 28 de agosto de 2023, cuando el directorio tuvo cabal idea que no existía alternativa para afrontar los compromisos contraídos con acreedores fiscales, comerciales y financieros, evidenciado por el rechazo de cheques por más de $52 millones", explicó la compañía en el escrito presentado en la Justicia.

Según consta en el expediente, Martina Di Trento recibió intimaciones de la AFIP por una deuda vencida de $ 100 millones. Además, en los próximos dos meses tiene otros vencimientos con organismo por $ 20 millones. A su vez la, compañía tuvo vencimientos de cheques de pago diferido por más de $ 98 millones en septiembre, $ 170 millones en el mes de octubre y $ 104 millones en noviembre. A esto se le suma deuda vencida y exigible en cuenta corriente de proveedores, sin cheques emitidos, por más de $ 100 millones, cuotas vencidas de préstamos bancarios por aproximadamente $ 26 millones y deberá afrontar en los próximos tres meses vencimientos por más de $ 45 millones.

Temas relacionados
Más noticias de concurso de acreedores

Las más leídas de Negocios

Las más leídas de Apertura

Destacadas de hoy

Noticias de tu interés

Compartí tus comentarios

¿Querés dejar tu opinión? Registrate para comentar este artículo.