For export

Gimnasios de exportación: cadenas argentinas abren en Europa con entrenamientos innovadores

Bigg Fit, Fiter y Tuluka conquistan otros mercados, como parte de su estrategia de recuperación tras la pandemia. Buscan economías estables y reglas claras. Las ciudades donde ya tienen sucursales y en las que abrirán nuevas

Las principales cadenas de gimnasios del país se expanden con la apertura de sedes en el exterior, como parte de su estrategia delineada para sobreponerse al golpe que sufrieron con la pandemia. 

En la búsqueda de nuevas oportunidades de negocios, desembarcan en países de la región, Europa y los Estados Unidos, con locales propios y franquicias. Para las empresas líderes del sector, llevar sus marcas al mundo no solo significa la posibilidad de generar ingresos en moneda extranjera que ayude a sostener la operación local, sino también la posibilidad de funcionar en mercados con economías más estables y reglas claras.

Agencia de viajes lanza franquicias en la Argentina e invierte millones en su internacionalización

 Carne kosher santafesina: la millonaria inversión para exportar a Israel y Estados Unidos

La búsqueda de nuevos clientes es clave para la reactivación, dado que aún no recuperaron la totalidad de los que tenían antes del brote del Covid-19. Desde que irrumpió el coronavirus, perdieron hasta un 60% de socios, según la Cámara de Gimnasios de la Argentina (CGA). La mayor baja se produjo durante los 10 meses que estuvieron cerrados por la cuarentena y con la segunda ola en 2021, cuando seis de cada 10 dejaron de pagar las cuotas

El número de abonados hoy ronda el 75% de la proporción prepandemia, gracias a las innovaciones que lanzaron las cadenas para atraer y retener al público, con espacios al aire libre, planes más económicos por servicios reducidos y clases virtuales en plataformas de streaming para quienes quieren ejercitar desde sus casas, entre otras propuestas.

las nuevas sedes de Fiter, Bigg Fit y Tuluka en otros países

Bigg Fit inició un agresivo plan de expansión. En su estrategia de internacionalización, ya abrió una sede en Uruguay, dos en Chile, cuatro en Paraguay y dos en España. De las 20 aperturas previstas para antes de fin de año, la mitad serán en plazas extranjeras. 

"Además de ampliar nuestra presencia en los mercados mencionados, llegaremos a Panamá y Perú", adelanta Guillermo Mazzoni, CEO de Bigg Fit, y agrega que para 2023 el objetivo es desembarcar en los Estados Unidos.

"La expansión se da, principalmente, a partir de franquicias, pero también tenemos operación propia. La llegada a otros mercados es producto del interés que genera la marca y el concepto innovador de entrenamiento que planteamos", indica el CEO. 

La firma funciona con un modelo boutique, en espacios reducidos y personalización en sus clases grupales con objetivos individuales. Está cerca de alcanzar los 50 gimnasios, con 36 en la Argentina, donde tiene la mayor penetración.

Bigg Fit trazó un agresivo plan de expansión, para llegar a más destinos.

En abril, Fiter abrió en Montevideo (Uruguay) su primera sucursal fuera de la Argentina. Tras el éxito de su desembarco, la marca, que pertenece a Megatlón, sumará otra antes de que termine 2022. Ambas son locales propios. 

"En los dos primeros meses de funcionamiento, ya llegamos a los 1000 socios en esa ciudad. Estamos buscando propiedades para montar el segundo gimnasio allí", cuenta Fernando Storchi, CEO y fundador de la compañía.

A su vez, la empresa se encuentra negociando para instalarse en Asunción (Paraguay). Para Storchi, "son mercados con potencial, por el margen de crecimiento que tienen con una macroeconomía estable". "El modelo de Fiter es muy exportable, más allá de las adaptaciones locales. Además, la competencia es escasa. No hay grandes cadenas", explica.

Fiter abrió una sucursal en Montevideo y sumará otra, además de llegar a Asunción.

Fiter se plantea como la primera red low-cost de la Argentina. Nació en 2018 y tiene 26.000 abonados. Cuenta con 10 sedes en el territorio nacional y abrirá tres nuevas en el segundo semestre, con "el objetivo es hacer más accesible el gimnasio a la comunidad, con un formato de alta calidad a buen precio".

Por su parte, Tuluka sumará tres sedes en Miami (los Estados Unidos), donde ya abrió otras tres. "En los próximos tres meses, tendremos seis en funcionamiento. Son un mix de locales propios y franquicias. Hay muchos argentinos viviendo allá y otros que viajan habitualmente", sostiene Martín Casas, socio fundador de la cadena, que en la Argentina cuenta con 56 sucursales.

El plan de crecimiento incluye también la llegada a Europa. "Estamos buscando una locación en Barcelona. Esperamos iniciar las obras en breve", adelanta.

Tuluka tiene tres sedes en Miami y sumará otras tres próximamente.

De acuerdo a Casas, es importante establecerse en ubicaciones estratégicas para posicionar la marca. Por eso, la estrategia consiste en inaugurar sedes en sitios de alta densidad poblacional, destinadas a un perfil ABC 1.

Sobre la decisión de expandirse, el directivo señala que "se trata de volcar los mismos esfuerzos en otros destinos, para obtener un mayor rédito". "El día a día en la Argentina es duro e implica un desgaste, con un montón de trabas y la falta de reglas claras", reconoce.

Y agrega que, si bien resulta engorroso planificar el arribo a otros países y gestionar la operación a distancia, "el rinde es el doble". "Más allá del beneficio que se obtiene por la diferencia cambiaria, la salud del negocio es otra ventaja. Se puede proyectar para crecer y no estar dedicado a apagar incendios constantemente", admite.

Tags relacionados

Las más leídas de Negocios

Las más leídas de Apertura

Destacadas de hoy

Noticias del día