Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Se venden 1,5 millones de autopartes ‘truchas’ en Capital y Buenos Aires

Aunque según datos de las compañías aseguradoras el robo de autos se redujo en términos relativos en los últimos diez años. En el mercado negro se pagan $ 1500 por levantar un vehículo, y luego de su desguace la cifra se puede multiplicar hasta 20 veces. El mercado ilegal se concentra en puertas, tapa de baúl, capot, ópticas, llantas, instrumental y equipamiento eléctrico para lunetas, limpiaparabrisas, cajas de cambio

Se venden 1,5 millones de autopartes ‘truchas’ en Capital y Buenos Aires

Desde hace años, el robo de autopartes se ubica entre los delitos y negocios truchos más redituables. La Dirección Nacional de Fiscalización estima que anualmente la actividad mueve unos u$s 30 millones, aunque actualmente nadie puede determinar con exactitud su magnitud en la Capital Federal y el conurbano bonaerense. Distintas proyecciones señalan que se comercializan alrededor de 1,5 millones de autopartes en el mercado trucho, solo en la ciudad y la provincia de Buenos Aires.
¿Cómo se abastece la demanda de este mercado? En el país se calcula se roban unos 180 autos por día, concentrándose casi la totalidad de estos ilícitos en la Capital y el conurbano bonaerense. Algunos estiman que se roba un auto cada 10 minutos. Se pagan unos $ 1500 por "levantar" un auto. Aunque este valor puede ser hasta diez veces mayor en el caso de un auto antiguo, que ya no tiene mercado de repuestos, o cuyo stock de piezas sea escaso. También influye la estacionalidad: en el verano, por ejemplo, se puede elevar ese monto ya que muchos propietarios quieren poner en condiciones su vehículo para las vacaciones.
Según fuentes del sector, la "ganancia" por dejar un auto desguazado pueden multiplicar hasta 20 veces la "inversión" por "levantarlo". El Cesvi (Centro de Experimentación y Seguridad Vial) estima que un auto puede promediar los 15.000 ítems. Sin embargo el mercado ilegal se concentra especialmente en puertas, tapa de baúl, capot, ópticas, llantas completas, instrumental y equipamiento eléctrico para lunetas, limpiaparabrisas, cajas de cambio, y otros equipos computarizados. Aunque estos últimos muchas veces son difíciles de "reutilizar".
El valor de un autoparte robada suele ubicarse entre 30% y 40% por debajo del precio en que se comercializa un repuesto en el mercado legal. Algunos ejemplos de los precios que se manejan en el mercado ilegal: una llanta completa, con neumático, de un Fiat Palio se vende a $ 800: la puerta del mismo modelo, a $1500; el capot, $ 800; la tapa del baúl, $ 1000; la óptica del Fiat modelo Siena, $ 600; la llave de instrumental luces, completa, $900; y la caja de cambio del Fiat Punto, $ 4000. En ese caso, se multiplica casi por 12 la inversión de $1500.
De acuerdo a los datos de Cesvi, el robo de autos se redujo en términos relativos en los últimos diez años. Si bien creció en valores absolutos y en relación al número de habitantes, bajó en comparación con el parque circulante y el asegurado, de acuerdo con datos obtenidos de las aseguradoras que forman parte del Cesvi –La Segunda, Mapfre. QBE La Buenos Aires, Río Uruguay, Rivadavia, RSA, SANCOR y San Cristóbal– y otras que alcanzan una representación del 60% del mercado. Los datos corresponden al primer semestre de 2015.
Además, una de las herramientas para evitar el robo de vehículos es el grabado de autopartes, que actúa como un sistema de trazabilidad. La medida ya está en marcha en la ciudad de Buenos Aires, Córdoba y Mendoza, y es obligatorio para los 0 kilómetros, mientras que falta su reglamentación en la provincia de Buenos Aires y en Santa Fe cuenta con media sanción.
En los últimos diez años el parque circulante de autos creció 81% hasta 13,8 millones, mientras que el parque asegurado aumentó 133% hasta 11,27 millones: la proporción de autos con seguros contra robo es hoy 82% –estimado para fines 2015– frente al 61% de 2005, según la Superintendencia de Seguros de la Nación.