Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Preparan un ‘listado de referencia’ de útiles escolares para amortiguar suba del 30%

Ayer el ministro de Producción, Francisco Cabrera, se reunió con comerciantes para avanzar en la iniciativa. No habrá canasta básica, como disponía la gestión anterior

En medio de un contexto inflacionario que mete cada vez mayor presión a los bolillos, un nuevo ítem se suma al listado de productos que subirán sus precios en los próximos días.
Ya un clásico en la previa del inicio de clases, el valor de los útiles escolares crecerá también este año, en este caso entre un 25% y un 30% respecto de febrero de 2015, según reconoció la propia entidad que agrupa al sector. La Cámara de Papelerías, Librerías y Afines (Capla) estimó que la canasta escolar sufrirá este año un aumento que se moverá dentro de esos parámetros.
De este modo, dependiendo de las posibilidades y las necesidades de cada uno, la vuelta al colegio –sumando no sólo los productos de librería sino también artículos como delantal o uniformes escolares– puede llegar costar hasta 4000 pesos.
Esto tiene que ver con que, por ejemplo, se puede acceder a un cuaderno de tapa dura de $ 18 u optar por otro de 60 pesos.
De la misma manera, una lapicera clásica Parker cuesta unos $300, pero se puede optar por una más económica, marca Simball, cuyo precio es de 20 pesos.
En el caso de las mochilas también se registra una brecha muy amplia. Arrancan en $ 250, pero van variando según tamaño, si tiene algún personaje, si es con carro y también dependiendo de la marca el precio puede subir hasta los 2400 pesos.
"Sabemos que vivimos horas turbulentas en la economía y no descubrimos nada con decir que hay problemas. Pero también se puede ver el lado positivo. Los libreros-papeleros argentinos manejamos más de 10.000 productos en el portafolio de vuelta a clase y eso ofrece una enorme variedad y rango de precios", aseguró el presidente de Capla, Daniel Iglesias.
Mientras tanto, y para evitar que se genere una estampida de precios en este rubro, el Gobierno está cerca de cerrar con los libreros y papeleros un "listado de precios de referencia", que se presentará tras el fin de semana largo e intentará actuar como una suerte de guía para los padres que deban salir a las librerías a hacer las compras previas al inicio de clases.
Según pudo saber El Cronista, esa lista estará integrada por algo más de 20 productos de diferentes marcas, y estará disponible en buena parte de las librerías de todo el país. Ayer se reunieron el ministro de Poducción, Francisco Cabrera, y los comerciantes para avanzar en este sentido.
Además, los comerciantes deberán tomar el compromiso de que si no cuentan con el producto especificado en el listado oficial, deberán ofrecer otro de similares características y precio. Lo que sí queda claro es que no se emulará la estrategia del ex secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno, que imponía un listado de productos que se debía cumplir a rajatable, aunque en algunos casos incluso ni siquiera estaban en stock y se hacía imposible conseguirlo por parte de los consumidores.
No está previsto, en tanto, la implementación de una canasta escolar básica, tal como también ocurría durante el gobierno de Cristina Fernández.