Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
Jueves 4.1.2018
DÓLAR
/
MERVAL

Los plus por productividad compensarán la falta de suba real de los salarios ejecutivos

Consultoras de remuneraciones aseguran que los sueldos jerárquicos acompañarán la inflación. Incrementos mayores se darán si se superan objetivos

El 45% las inversiones de las empresas superarán a las del año pasado

El 45% las inversiones de las empresas superarán a las del año pasado

Con la discusión salarial ya en marcha, la mayoría de las empresas proyectan que este año los sueldos de ejecutivos acompañarán a la inflación. Los incrementos reales por encima del índice de inflación en cambio, se darán sólo si se superan objetivos de productividad y competitividad. Estas perspectivas marcan una diferencia con el año pasado, cuando los ingresos del personal jerárquico mejoraron, en promedio, estuvieron 4 puntos sobre el nivel inflacionario.

Una encuesta realizada entre 500 ejecutivos por la consultora PageGroup, especializada en la selección y gestión de personal profesional, mostró que 95% de las empresas otorgará incrementos salarias durante 2018. De ese total, 75% lo hará en igual porcentaje a la inflación y sólo 17% prevé otorgar aumentos por encima de ese índice. Una de las conclusiones del informe es que las empresas esperarán mejorar su productividad y competitividad para incrementar los salarios ejecutivos por encima de la evolución de precios del Indec.

"Claramente los salarios ejecutivos van a acompañar la inflación. Pero poco a poco nos estamos encontrando que más allá de lo que ocurra desde el punto de vista inflacionario hay un proceso de apertura de nuevas industrias, nuevos mercados y una sensación de mayor esperanza en el mundo corporativo", explicó a El Cronista Damián Di Masso, gerente Ejecutivo de Michael Page, la firma del grupo especializada en mandos ejecutivos y directivos. "Siguen siendo señales, nada contundente, pero los índices apuntan hacia un año con movimiento y aperturas de nuevos negocios. La industria tecnológica y las empresas productivas son las que van a tener mayor incidencia en 2018", agregó.

Sobre la modalidad de otorgar a los ejecutivos un plus por productividad que no tiene que ver con los bonos que suelen recibir anualmente por desempeño, Di Masso aclaró que no se vio en años anteriores y aun no es generalizado.

Mientras hoy se discute si los incrementos salariales para el personal dentro de convenio incluirán modelos de compensación o actualización en el caso que el índice de precios supere las proyecciones del gobierno, la clásula de actualización o cláusula gatillo no están siendo consideradas en el análisis salarial de los ejecutivos, "ya que se prevé que el crecimiento incipiente en varios sectores de la economía sea la variable de compensación", advirtió Nicolás Rocha, executive manager en Page Group.

Para motivar a sus ejecutivos considerado como uno de los principales desafíos dentro de las organizaciones la estrategia más mencionada (39% de los casos) es establecer "bonos por objetivos", seguida de el desarrollo de eventos de integración y premios o revisiones.

Otros datos del relevamiento muestran las expectativas actuales de los ejecutivos: el 79% pronostica una inflación por debajo a la de 2017 y el 46% considera que las tasas de interés del Banco Central serán menores al año anterior. Con respecto al índice de desempleo, la mitad de los encuestados indicó que será mejor que en 2017. Además, para el 45% las inversiones de las empresas superarán a las realizadas el año pasado mientras que para el 41% mantendrán el mismo nivel.

Desde PageGroup destacaron que, a diferencia de consultas que realizaron en años anteriores, esta vez encontraron menos incertidumbre sobre los indicadores económicos. Así, seis de cada 10 empresas consultadas consideró su situación económica buena, mientras que para un 25% fue regular. En esa línea de expectativas, el 53% contestó de manera afirmativa a la posibilidad de incrementar su dotación en 2018.