CADA ANFITRIÓN GANÓ $ 49.000 PROMEDIO EN 2017

Los huéspedes de Airbnb gastaron $ 5000 millones al visitar Buenos Aires

La plataforma de alojamientos Airbnb, en pleno crecimiento en la Argentina, informó que el año pasado los huéspedes y anfitriones de la comunidad en Buenos Aires generaron ingresos por $ 5000 millones, número que surge al sumar lo que cobraron los anfitriones que publican en el sitio y el gasto en turismo en la ciudad de quienes se alojan en ellos.

 

La cifra representa un crecimiento de 193% con respecto a los ingresos generados en 2016, cuando el impacto económico en la ciudad fue de $ 1706 millones.

La red crece rápidamente en la Argentina, de la mano de personas que buscan un ingreso extra al compartir su hogar, en un contexto de salarios a la baja y costos en alza. En todo el país, hay más de 31.000 propiedades publicadas.

Según datos de la plataforma, un anfitrión típico de Buenos Aires obtuvo un ingreso anual de $ 49.000 por ofrecer alojamiento en 2017. En conjunto, los 8700 anfitriones recibieron casi 230.000 llegadas de viajeros el año pasado. La edad promedio es de 41 años; el 56% son mujeres; el 47% son trabajadores independientes y el 11%, jubilados.

"Airbnb crea oportunidades económicas para los anfitriones y sus comunidades y este crecimiento refleja el impacto positivo que la actividad tiene en la Ciudad de Buenos Aires. También nos impulsa a seguir trabajando junto a los actores locales para continuar desarrollando el turismo sostenible y a seguir apoyando a los anfitriones", destacó Martin Waserman, gerente Regional de Políticas Públicas de Airbnb.

Desde la plataforma de alojamiento temporario destacaron, sobre todo, el impacto generado en los comercios cercanos a los anfitriones de la plataforma, que muchas veces están fuera del circuito turístico tradicional.

"Los anfitriones, además de poner su hogar a disposición de los huéspedes, son fuentes de recomendaciones sobre qué comercios visitar, ayudando a los viajeros a vivir como verdaderos locales y a sumergirse de lleno en la cultura del lugar", destacaron desde Airbnb.

Según un estudio, el 89% de los anfitriones recomienda cafés y restaurantes y el 87% supermercados y almacenes para aquellos viajeros que quieran preparar sus propias comidas. De hecho, según la plataforma, eso generó un gasto de u$s 40 millones en restaurantes porteños, entre septiembre de 2016 y agosto de 2017.

El informe destacó también que el 75% recomienda actividades culturales y el 64% sugiere lugares para hacer compras.

Días atrás, en el marco del Día del Vecino Participativo de la Ciudad de Buenos Aires, que se celebra el 11 de junio, los anfitriones de Airbnb recorrieron el barrio de Villa Crespo para visitar a algunos de los comerciantes cuyos negocios recomiendan a sus huéspedes.

Según datos de la plataforma, los anfitriones están incorporando además prácticas sustentables: el 35% recicla los desechos que se generan en su espacio y el 70% recomienda a sus huéspedes moverse en transporte público.

La mayoría de los anfitriones (el 55%) ofrece alojamiento dentro de Airbnb para obtener ingresos extra, pero, en tiempos difíciles, otros (el 35%) comparten su hogar para "poder llegar a fin de mes". Un 49%, en tanto, asegura que esos ingresos contribuyen a poder permanecer en su casa.

La Argentina es el tercer mercado en importancia de Airbnb de América latina, detrás de México y Brasil, y recibe la visita de turistas de 147 países.

Tags relacionados