Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

La venta de autos usados sufrió en 2016 la peor caída de los últimos seis años

Las promociones y los créditos para la compra de modelos 0 Km afectaron el mercado de segunda mano, que todos los meses mostró bajas en las ventas. Piden ayuda oficial

La venta de autos usados registró en 2016, su peor año desde 2009

La venta de autos usados registró en 2016, su peor año desde 2009

Al contrario de lo que sucedió con los 0 kilómetros, la venta de autos usados registró en 2016, su peor año desde 2009. Con un total de 1.516.510 vehículos comercializados tuvo una caída de 14,7% con respecto al año anterior. Los descuentos que aplicaron las automotrices para impulsar la venta de unidades a estrenar provocó que algunos modelos nuevos llegaran a costar menos que los que tenían antigüedad.

La financiación para comprar esos vehículos con créditos accesibles, incluso con tasa cero y con entrega inmediata para los de fabricación nacional, también atentó contra los usados. A pesar de los pedidos que hicieron los concesionarios al Gobierno para tener condiciones similares para los autos de segunda mano, no lograron aplicarlos.

Según informó la Cámara del Comercio Automotor (CCA), durante diciembre se transfirieron 139.610 vehículos, 3,3% menos que en igual mes de 2015, cuando se comercializaron 144.964 unidades. Con respecto a noviembre, cuando se vendieron 130.402, hubo una suba de 7,2%.

"Finalizó un año difícil para el sector del auto usado. Pensé que el mercado iba a recuperarse a partir del segundo semestre pero la realidad nos fue adversa", consideró el presidente de la CCA, Alberto Príncipe, quien pidió al Gobierno que este año "tienda la mano y ayude al sector, ofreciendo tasas preferenciales para la compra de vehículos usados porque todos los involucrados en el mercado sabemos que las tasas ofrecidas son prohibitivas".

Se trata de un pedido que ya hicieron miembros de la Cámara a funcionarios de la Secretaría de Industria en momentos en que los bancos públicos lanzaron créditos muy convenientes para la compra de autos nuevos fabricados en el país. Pero no consiguieron el apoyo necesario.

Principe explicó además que "el mercado está enrarecido, con precios de oferta del sector privado que no condicen con la realidad y ante ese panorama son los comerciantes los que aceptan la realidad con pérdidas sustanciales en los stocks para poder llevar al mercado una realidad y que los autos puedan rotar en forma razonable".

Los datos de ventas en 2016 mostraron que la única provincia que vendió más usados que en 2015 fue La Pampa, con una leve mejora de 0,3%. Al contrario, el mayor retroceso lo registró Mendoza, donde las transferencias cayeron 19%.

Entre las más perjudicadas estuvieron Córdoba (con baja de 18%); Entre Ríos (cayó 17,5%) y Tierra del Fuego (lo hizo 15,6%). En Buenos Aires el descenso fue de 15,5% y en Capital de 14,1%.

El último registro con peor resultado en unidades usadas vendidas fue en 2009, cuando se vendieron 1.328.211 unidades. Luego, todas superaron el 1,5 millón. En 2010 se realizaron 1.544.145 transferencias; en 2011 fueron 1.833.642; en 2012 sumaron 1.759.780 y en 2013 tocaron el techo de los últimos años con 1.845.263. Ya 2014 bajaron a 1.641.869 y en 2015 fueron 1.772.920 unidades.