Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

"La unificación del tipo de cambio mejoró el negocio"

American Airlines vuelve a invertir en la Argentina luego de que en 2015 suspendió la venta de pasajes durante más de un mes. Incorpora un nuevo avión y más personal

Con la incorporación del avión 77300 para la ruta Buenos Aires/Miami y el ingreso de nuevo personal, principalmente mecánicos a la estación argentina, American Airlines vuelve a invertir en el país. Duncan Paterson, sales Manager y número uno de la compañía a nivel local, aspira a registrar un crecimiento de 10% este año, luego de haber pasado importantes dificultades en 2015 que provocaron dejar de vender pasajes durante 5 semanas en la Argentina. "La unificación del tipo de cambio hace ver mejor el producto argentino" en el mundo, explicó.

–¿Cuáles son las proyecciones de AA para este año en el país?
Vemos un futuro positivo, con reglas claras en lo económico. Mi proyección es estar un 10% por encima del año pasado. En 2015, transportamos 299.000 pasajeros y este año tendremos más asientos. Además, hay un plan de renovación de oficinas; traemos aviones más grandes; volvimos a contratar tripulación. El año pasado fue difícil porque tuvimos restricciones de venta totales de casi cinco semanas. Con esa decisión nos protegimos de una eventual devaluación que ocurrió.

–¿Cómo se recuperan de ese freno?
Lo que sucede es que fue necesario hacerlo, porque si no se puede repatriar dinero para el gasto operativo (que no son utilidades como suele decirse) y hay problemas de inflación y devaluación, no se sabe cuál será el costo del pasaje. Es una incertidumbre que nos pegó a toda la industria el año pasado y cada uno tomó sus recaudos. Lo que hicimos nosotros nos dejó en una posición muy buena porque hoy nos vuelve a poner como producto en crecimiento. Volvimos a vender cuando se levantó el cepo, se dejó de cobrar el 35%, se estabilizó el tipo de cambio y hubo una resolución donde todos los futuros se podrían repatriar para hacer frente a los gastos.

–¿Cuáles son los proyectos para este año?
Este mes traemos el avión más competitivo de nuestra flota al mercado argentino. Es un 77300, que tiene una configuración de ocho primeras, 52 ejecutivos, y 250 en económica con servicio interactivo de última generación con wifi abordo. Además, la estación argentina es una de las pocas que cuenta con reservas, y atiende a siete países. Tenemos también una base de tripulantes donde volvimos a incorporar personal. Pasamos de tener 6 a 27 mecánicos y planeamos tener otro incremento a fin de año.

–¿Qué importancia tiene la Argentina en la compañía?
–Tiene gran incidencia. Se hace todavía más fuerte porque en Brasil, la baja de la industria es enorme.

–¿Hay impacto en los viajes corporativos por la mejora en el clima de negocios?
Si. Dada la coyuntura prevemos que volverán los negocios con los destinos que nosotros operamos. También por tratativas para terminar con la visa de argentinos para viajar a Estados Unidos y el reciprocity fee.

–¿Qué ventajas competitivas tiene la Argentina hoy?
–La unificación del tipo de cambio hace ver mejor el producto argentino. Si bien está un poco alto, hay que buscar nichos. Acá está el tango, los glaciares, hay muchos diferenciales. Hay un trabajo conjunto pero es importante el rol de Estado en la promoción. Eso da más relevancia al país. Como compañía, siempre en la Argentina hubo un crecimiento sostenido.