Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

La nueva Dell ‘fusionada’ buscará expandir sus negocios en la Argentina

Ambas empresas suman 400 empleados en el país y sumarían más en el corto plazo. Aunque mantendrá presencia en el retail, se enfocará en el segmento corporativo

La nueva Dell ‘fusionada’ buscará expandir sus negocios en la Argentina

El anuncio de que Dell completó ayer la adquisición de EMC Corporation impactó fuerte en el mercado tecnológico global, ya que la fusión de ambas en Dell Technologies, dio nacimiento a la mayor empresa de tecnología bajo control privado del mundo, con una valoración de mercado de u$s 74.000 millones y una cartera de 20.000 patentes.


Pero también provocará cambios importantes en el mercado argentino, donde ambas empresas tienen presencia. A partir de ahora, comenzarán a funcionar como una sola, en un mismo edificio corporativo que no está aún definido. Entre las dos firmas, sumarán unos 400 empleados y no tienen planes de eliminar puestos de trabajo luego de la fusión, ya que no hay muchas áreas que se superpongan. Es más, ayer ejecutivos locales señalaron en una conferencia de prensa que sumarán más empleados, especialmente en el área de ventas.
"No es una fusión para optimizar costos, sino para incrementar la participación en el mercado", explicó Diego Majdalani, VP de Dell Latinoamérica. "Con el personal que tenemos estamos justos. Vamos a necesitar más vendedores porque el nivel de atención y de soporte no puede decaer", advirtió Marcelo Fandiño, gerente Regional de EMC Cono Sur.


A nivel local, EMC tiene una participación de mercado de 44% en el negocio de almacenamiento de datos, donde compite con empresas como IBM, HP e Hitachi. Después de la fusión, alcanzará el 50% pero según los directivos locales, el espacio y la oportunidad para crecer es todavía más grande. "Argentina viene a un ritmo de implementación de tecnología por debajo de su nivel histórico y más bajo que en el resto de la región. Vemos oportunidades por la reactivación económica que va a llegar, el negocio va a crecer órganicamente, pero también por la transformación digital que demanda inversión", subrayó Fandiño. El directivo destacó que hasta ahora sólo comparten un 20% de sus clientes, por lo que buscarán sumar ese otro 80 por ciento.


Por su parte, Dell –uno de los principales fabricantes de computadoras personales a nivel global– fue perdiendo presencia en el negocio del retail en la Argentina y se enfocó en el segmento corporativo. Esa tendencia continuará, con una escasa oferta de PCs y notebooks con la marca Dell en locales de computación y electrodomésticos. "El negocio de retail en tecnología es muy particular, en los últimos años muchos jugadores entraron y salieron. Antes había más demanda y ganaba el que podía importar más", indicó Majdalani. "Dell pondrá el foco más importante en acelerar la reconversión e inversión en equipos de las compañías. No se verá a la marca masivamente en las cadenas de retail en el corto plazo", advirtió el ejecutivo.