U$D

MIÉRCOLES 12/12/2018
Dólar Banco Nación
/
Merval

Ivanissevich lanza la primera subasta de energía eólica

El empresario Alejandro Ivanissevich asegura que las empresas pueden comprar hasta el 8% de su consumo con un plazo máximo de 15 años y un piso de u$s 93 el kilowatt hora

El empresario energético Alejandro Ivanissevich lanzó la primera subasta de energía eólica de la Argentina con la intención de sumar más molinos al parque eólico Rawson I y II.
“Lanzamos un open season (temporada abierta) con la intención de sumar hasta el 8% de la energía renovable de las empresas” explicó, Alejandro Ivanissevich, titular de la empresa Genneia. “Nuestra intención es realizar contratos a término de cinco a quince años bajo la modalidad take or pay”, agregó.


Como toda subasta, el precio a ser ofertado deberá ser igual o mayor al precio base. “Decidimos como precio base u$s 93 Kwh”, aseguró el empresario.

Frente a la consulta sobre la forma que se pagará, Ivanissevich aseguró que será “en pesos al cambio oficial”. “Nuestra intención con esto es darle a los interesados la posibilidad de dar mayor previsibilidad a sus costos de energía en el mediano y largo plazo, una situación más que atractiva en un mercado en el que nadie sabe cuál será el costo de la energía el año que viene”.

Genneia posee el parque eólico de mayor escala de la Argentina, con 43 aerogeneradores en un predio de 1.500 hectáreas. “Hoy, por ayer, estamos teniendo vientos de casi 70 Km. por hora, por lo que la energía que se está consumiendo en Rawson, Trelew y Puerto Madryn la estamos proveyendo desde el parque eólico lo que significa un ahorro, solo por hoy, de 400.000 dólares”, explicó el empresario.

El problema es que los 43 aerogeneradores que proveen 80 megawats ya están tomado por la red y aportan al Sistema Interconexión Nacional (SIN), por lo que la intención de la compañía es agregar 10 nuevos molinos, ampliación que tendrá un costo de u$s 50 millones y agregará entre 20 y 25 megawats.
“

Nuestra intención es salir a buscar financiamiento con los contratos y una opción es emitir Obligaciones Negociables (ON)”, explicó el empresario a El Cronista.

La subasta es hasta el próximo 15 de marzo y ya habría empresas interesadas. El Banco Macro, socio en Genneia, ya aseguró la compra para su nueva torre en el microcentro porteño, también hizo lo propio la compañía de cable del Grupo Clarín Cablevisión. “Tenemos un mercado muy atractivo en mineras y automotrices que, si bien tiene un proceso contaminante, se pueden nutrir de energía limpia y renovable” confió entusiasmado.

El punto de entrega de la energía producida en Chubut será el Centro de Cargas del Sistema (nodo Ezeiza) y de ahí hasta el particular. El transporte desde la Patagonia hasta el conurbano bonaerense será a cargo de Genneia y de ahí en adelante del adjudicado.

Uno de los escollos que puede llegar a tener el empresario son los acuerdos con los privados, ya que en algún momento desde el gobierno nacional se había mencionado que se habían “acabado” los contratos a término. Sin embargo, Ivanissevich se mostró confiado en que llegará a buen puerto. “Vamos a revivir un esquema que nunca debió desaparecer”. “Si somos exitosos, vamos a relanzar un camino de contratos directos que se pueda financiar por otro camino que no sea Cammesa”.

El otro problema son los cortes energéticos. Mientras en la actualidad los grandes consumidores pueden señalar al Gobierno por “bajar la palanca”, en un contrato directo el responsable sería Genneia. “No es así, yo vendo bloque de energía no potencia por lo que si hay un inconveniente y se corta el suministro, se corta el de todos”. “Yo te aseguro hasta el 8% de tu demanda anual, quizás un día es menos porque tenemos menos viento pero al día siguiente se compensa; con un corte sería igual”.

Otra ventaja que buscará imponer el empresario es la posibilidad que las empresas que compren este tipo de energía puedan agregar a sus productos una etiqueta con el símbolo “Win Made” (hecho con viento), etiqueta que ya se puede ver en muchos productos europeos.
“

Las compañías hablan de sustentabilidad, de ser socialmente responsables, esto les da la oportunidad de hacerlo, de producir con energía no contaminante y renovable”, dijo Ivanissevich y explicó que las 43 torres que se encuentran en las afueras de Rawson proveen un espectáculo en una árida Patagonia. De 80 metros de alto por 90 de diámetros (las astas miden más de 40 metros cada una) moviéndose a un incesante e hipnótico ritmo generan un ahorro al país de u$s 75 millones en importaciones de combustibles al año y 190.000 toneladas menos de emisión de CO2 al año.

Comentarios2
Thomas Anderson
Thomas Anderson 13/12/2012 01:19:09

Pregunta al usuario "Turco": Leí esta nota completa, y también encontré y leí la nota de Zara. Pero no logro entender qué tiene que ver una con la otra (según vos).....

13/12/2012 08:09:28

Esta nota es de interes del lector en contraposicion con la de la empresa española Zara, a menos que aquella haya sido lo que se denomina "publicidad no convencional" o un simple relleno de espacio perdido

Más notas de tu interés