Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

Grandes grupos de real estate buscan seducir a inversores del blanqueo con fondos inmobiliarios

Holdings de peso como IRSA; Consultatio y Pegasus esperan la aprobación de la CNV para emitir sus instrumentos. Están atados a financiar emprendimientos propios.

Cohen lanzó el Fondo "Al Río", para un centro comercial en el complejo de Vicente López

Cohen lanzó el Fondo

Los principales jugadores del mercado inmobiliario en el país comenzaron a apostar más fuerte al blanqueo de capitales. Ya se lanzaron más de 10 fondos cerrados para el sector y al menos cinco están en carpeta, por ser aprobados por la Comisión Nacional de Valores (CNV). La mira está puesta ahora en la posibilidad de que se reduzca la carga impositiva que pesará sobre los fondos cerrados, según se discute actualmente en la reforma de la Ley del Mercado de Capitales, para que no paguen impuesto a las Ganancias. Los analistas aseguran que es una forma más atractiva de atraer capitales hacia estos instrumentos en los que ya se anotan firmas como IRSA; Consultatio; Allaria; Cohen y Pegasus.
 

IRSA, la firma de Eduardo Elsztain, oficializó ayer el lanzamiento de un nuevo Fondo para el desarrollo de proyectos inmobiliarios, en el marco del blanqueo. El agente de custodia y administrador estará a cargo de BACS. La característica de este fondo es que invertirá en instrumentos de deuda de IRSA o compañías relacionadas, con un plazo de cinco años y una tasa fija en dólares con pagos de renta semestral. La aprobación está todavía pendiente en la CNV y estará exceptuado del impuesto especial del blanqueo. El monto mínimo de suscripción será de u$s 250.000 y se prevé un monto máximo de emisión de u$s 100 millones. El fondo será aplicado principalmente a financiar tres proyectos: el complejo de oficinas Polo Dot; la ampliación del Alto Palermo, y la construcción de una torre de oficinas AAA en la zona de Catalinas.

En Allaria ya habían dado el puntapié inicial al lanzar el Fondo "Residencial CasasARG I", el primero aprobado por la CNV que también permite exteriorizar capital sin el pago del impuesto especial del 10% y tiene una suscripción mínima de u$s 250.000.

Allaria también tiene en camino otro fondo con Argencons (que sería mixto, de oficinas, residencial y comercial), planes similares a los que tiene Pegasus junto con Axis, para presentar su propio instrumento ante la CNV. En el último caso, canalizada a través de Rukán, la desarrolladora inmobiliaria del grupo Pegasus, tendrá una renta fija y variable vinculada a la evolución de edificios corporativos, residenciales, comerciales, de logística y hotelería.

El Fondo inmobiliario de Consultatio llegaría hacia fin de mes. Está centrado en cuatro proyectos, dos residenciales y dos corporativos y apuesta a la revalorización del producto sumado a una rentabilidad que estiman superará la de un bono del Tesoro argentino. La emisión está proyectada entre u$s 70 y u$s 300 millones, dependiente de lo canalizado a través del Fondo "parking", donde se coloca el dinero hasta que la CNV aprueba el Fondo cerrado. El atractivo en este caso es que el inversor es casi un socio del propio Eduardo Constantini, titular de Consultatio, ya que participa en todo el desarrollo de la obra confiando en las proyecciones que hace la firma. Se ingresa con entre u$s 250.000 y u$s 10 millones.

En Cohen presentaron cinco fondos cerrados destinados al Real Estate. El denominado "Al Río", destinado a la obra del Shopping Center en Vicente López; el "Gnvgroupse", que se abocará a la finalización de las obras del Shopping de Madero Harbour, la torre Harbour Tower y el Hotel Viceroy; el Onix Portland (edificios de medianas y grandes superficies para diversos usos); el "Santiago Obarrio" (para condominios y countries); y el fondo "Monarca Real Estate I" de la desarrolladora Grupo Monarca que tiene entre sus proyectos la finalización de la obra Pilar Lagoon.