Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Fuerte retracción en los niveles de producción de la autopartista Taranto

El presidente del grupo que lleva su apellido asegura verse afectado por la crisis de Brasil, por el valor local del dólar y por la menor venta de autos en el mercado local

El Grupo Taranto concentra alrededor del 60% del mercado de autopartes

El Grupo Taranto concentra alrededor del 60% del mercado de autopartes

La crisis brasileña, que golpea fuerte a la industria automotriz argentina por ser su socio principal, tiene su consecuencia negativa entre los autopartistas, un sector cuya recuperación no se espera en el corto plazo. Según Norberto Taranto, presidente del grupo que lleva su apellido, recién el año próximo se verá un repunte de la economía en Brasil, pero a la Argentina llegará con más demora.

En diálogo con El Cronista, el empresario explicó que su compañía está "sobreinvertida", que tiene un 50% de capacidad ociosa y que para ser competitivos, el tipo de cambio tiene todavía un 30% de retraso. Se mostró optimista por las medidas que el gobierno de Mauricio Macri tomó en materia económica, principalmente la Ley de Autopartes que alienta la integración de piezas de fabricación nacional y la quita de retenciones al sector. Consideró también que se trata de "un gobierno con buenas intensiones, totalmente liberal pero que maneja el tipo de cambio con un sesgo proteccionista".

Justamente el martes, en una ceremonia llevada a cabo en la Casa Rosada, el gobierno nacional distinguió a Taranto (por su planta de San Juan) con el Premio Nacional a la Calidad en reconocimiento de su constante innovación en los procesos.

En la Argentina, el Grupo Taranto concentra alrededor del 60% del mercado. En base a la evolución de sus ventas, que según el presidente bajaron 30% en dólares, cree que el mercado automotriz no se va a recuperar en el corto plazo. El empresario además aseguró que es un logro importante la prórroga del Flex (la relación en dólares entre lo que el país puede importar y exportar) en 1,5. Pero sugirió que debe controlarse a las terminales dado que el año pasado hubo algunas que importaron por el doble de esa proporción.
 

Taranto también puso énfasis en el "costo argentino". Aseguró que fabricar localmente es hasta 20% más caro que en otros países, principalmente porque "la matriz impositiva es obsoleta". Al ser consultado sobre los efectos de la caída del mercado en el empleo, Taranto aseguró que mantiene su planta de 800 trabajadores y que "el Grupo está sobreinvertido". La tasa de inversión se mantiene en alrededor de 3% de la facturación.
"Estamos trabajando con una capacidad ociosa de 50%, cuando en el 2015 lo hacíamos con 40%. Para que funcionemos con normalidad no debería superar el 20%", confió. Esta caída está vinculada estrechamente a un mercado interno que Taranto aseguró que descendió cerca de un 20% este año. En cuanto a los precios de sus productos dijo que no superaron el 23%.
 

Taranto es una empresa con más de 30 años en el mercado, dedicada a la fabricación y comercialización de autopartes. Es proveedor de las principales automotrices a las que abastece con la producción de sus tres fábricas en Córdoba, San Juan y Buenos Aires. Además, el grupo cuenta con dos distribuidoras en el exterior. Una en San Pablo, Brasil y otra en el Parque Industrial Lerma, México.