Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Estudian rebajar el IVA a los productos avícolas para nivelar sus precios con los de la carne

El Ministerio de Agroindustria analiza bajar el impuesto a huevos y pollos, de 21% a 10,5%. El sector viene reclamando medidas desde principio de año para aliviar la situación

El Ministro Ricardo Buryale, expuso en el Día Nacional de la Avicultura

El Ministro Ricardo Buryale, expuso en el Día Nacional de la Avicultura

El Ministro de Agroindustria de la Nación, Ricardo Buryaile, manifestó "estar estudiando una rebaja del IVA en los productos avícolas". Lo hizo durante la celebración del Día Nacional de la Avicultura, y ante los referentes del sector (la Cámara Argentina de Productores Avícolas -Capia, y el Centro Empresas de Procesadoras Avícolas .Cepa), que reclaman desde hace tiempo por una corrección de este impuesto.

El ministro se comprometió a promover una reducción de este impuesto que actualmente pagan los productos avícolas, como el huevo y el pollo. Así, se pasaría del 21% al 10,5%, lo que los equipararía con el nivel que pagan otros alimentos, como la carne vacuna. Sería una medida de alivio para el sector que, según declaró Javier Prida, presidente de Capia a El Cronista, los costos se incrementaron un 82% para los productores de huevos en un contexto de caída del consumo y exportaciones a la baja, lo que generó que la competitividad ganada con la devaluación del tipo de cambio se haya licuado.

Tras los reclamos de mayor participación del Estado en la contención para el sector, Buryaile destacó estar dispuesto a acompañar para corregir las distorsiones. "El sector ha mostrado un desarrollo pocas veces visto, sólo comparable con la industria del vino‘, afirmó.

Según las entidades, el sector avícola es el principal proveedor de proteína animal de los argentinos. En el país se consumen 114 kg per cápita por año de carnes, del cual 45 kg son de pollo y 17 kg de huevos. En paralelo, consumen 131 kg de proteína animal por año, y el sector avícola aporta 62 kg/per capita al año a ese total.

Además de la situación impositiva, Prida también manifestó que el sector está en alerta por las decisiones adoptadas por la Comisión Nacional del Trabajador Agrario, que modificaron el convenio colectivo del trabajador avícola (resolución 119), donde se otorgó un incremento salarial del 50% a pagar desde abril y julio de 2016 al sueldo básico de convenio, al que se le suma un 20% de presentismo y 10% o 20% según sea título primario o secundario sobre el sueldo bruto. ‘En ese escenario, los trabajadores avícolas cobrarían más del doble de lo que actualmente cobra el peón rural, volviendo a la industria inviable‘, reclamó Prida.

Por su parte, Buryaile se comprometió a duplicar los esfuerzos para lograr la apertura de mercados y promover las exportaciones del sector. "Tenemos el desafío de crear nuevos mercados y otro mucho más difícil de recuperar los que perdimos. Tenemos un gran equipo para hacerlo posible", agregó.

Para esto, la Argentina se encuentra bien posicionada ya que cuenta con el status de país libre de Influenza Aviar y Newcastle. "La bioseguridad es algo prioritario para nosotros. Apoyados en el profesionalismo del sector privado y en el gran trabajo del Senasa vamos a continuar con las políticas de bioseguridad para seguir siendo ejemplo en todo el mundo", destacó.

En el caso de la producción de huevos, en 2015 creció un 3%, contra 2014. Se produjeron 12.177,3 millones de unidades en las granjas nacionales, contra 11.774,7 millones durante 2014, mientras que el consumo pasó de 256,7 huevos per cápita en 2014 a 265,1 en 2015.