Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Empresas locales planean repartir este año más de $ 20.000 millones por dividendos entre sus accionistas

Alimenticias; bancos; telefónicas; financieras automotrices; siderúrgicas y agropecuarias lideran el listado de firmas que compensarán a sus tenedores de acciones

El 2015, el último año del kirchnerismo en el poder, no parece haber sido del todo malo para un gran grupo de empresas que, en sus balances, reflejaron fuertes ganancias. Ni el cepo cambiario, ni las restricciones para importar o exportar, ni las presiones políticas de funcionarios afines al apriete K fueron impedimento para generar estados contables positivos.

Empresas de sectores variados, como telefonía; consumo masivo; bancos; agro; alimentos; consumo masivo; concesionarias y multinacionales comenzaron en marzo, y lo seguirán haciendo en abril y mayo con los análisis de sus balances y con propuestas para el destino de las ganancias. Se destaca el objetivo de repartir algo de esa renta. En especial, entre las compañías que cotizan en bolsa, que ya convocaron o están por hacerlo a sus asambleas de accionistas. Según un relevamiento de El Cronista, el reparto de superará cómodamente los
$ 20.000 millones. Un ejemplo es Telecom, cuya asamblea se realizó el 28 de marzo. Si bien sirvió para blanquear el desembarco del fondo Fintech como su nuevo controlante, en el punto tres se consideró la disposición de una ganancia de $ 3400 millones. Se afectó el dinero a crear un fondo de reserva para futuros dividendos en efectivo. Además, se delegó en el directorio la decisión de disponer de hasta $ 2000 millones de dicha reserva para distribuir entre los accionistas, según la evolución del negocio. En el caso de su operadora celular se votó destinar $ 2839 millones para una reserva para futuros dividendos.

Otro ejemplo es Cablevisión, también dueña de Nextel, que realizó el miércoles pasado su asamblea para discutir qué hacer con la ganancia por $ 2473 millones de 2015. La decisión fue repartir dividendos en efectivo por $ 750 millones y crear una reserva legal para mantener el nivel de inversiones por $ 1728 millones. También renovó el programa de emisión de Obligaciones Negociables (ON) por hasta u$s 550 millones.

Antes, el 11 de abril, los accionistas del ingenio Ledesma determinaron repartirse un dividendo en efectivo por $ 42,9 millones. Un poco más atrás en el tiempo, el 30 de marzo, Ternium aprobó distribuir resultados de su ganancia de $ 858 millones. Definió usar $ 87,8 millones para reserva legal; y otros $ 770 millones, junto con la desafectación de $ 1129 millones de la reserva legal para futuros dividendos. También IRSA creó una reserva legal para repartir $ 1163 millones.

En el caso de Grupo Concesionario del Oeste resolvió afectar $3.3 millones a una Reserva Legal y otros $ 63 millones a distribución de dividendos en efectivo. Entre las automotrices también hubo asambleas. Es el caso de PSA Finance Argentina, que en 2015 ganó $ 260 millones. Su directorio propuso tratar en la asamblea de accionistas del jueves próximo repartir en efectivo $ 180 millones y fijar una reserva legal de $ 52 millones y una reserva facultativa a cuenta de futuras distribuciones de resultados por otros $ 28 millones.

En la industria alimenticia, Arcor celebrará su asamblea será en Córdoba, el próximo 30 de abril. Se discutirá repartir dividendos en efectivo por $ 245 millones, a pagarse en dos cuotas, de $ 65 millones y cancelable a partir del 12 de mayo; y de $ 180 millones a pagar a partir del 12 de diciembre. Molinos consideró destinar $ 1092 millones a futuros dividendos en su asamblea del 8 de marzo.

Entre los bancos hay varios casos. El Santander Río discutirá un reparto de dividendos el próximo miércoles.

Ganó $ 4208 millones el año pasado y su directorio propuso crear una cuenta de Reserva Legal por $ 41 millones y el saldo de $ 3366 millones para futura distribución de ganancias. Además, pretende desafectar otros $ 1078 millones de la Reserva Facultativa también para reparto de dividendos. Y tratará aumentar el capital a $ 2157 millones mediante la capitalización parcial de $ 1078 millones correspondientes a la Reserva Facultativa. El Banco Patagonia organizó su asamblea el 17 de marzo, donde consideró el destino de $ 2405 millones. Se aprobó repartir $ 52 millones en dividendos y destinar otros $ 1871 millones a una reserva facultativa para futuros dividendos. El BBVA Francés tendrá su asamblea el próximo 26 de abril. Se tratará qué hacer con la ganancia del año pasado por $ 3784 millones. La propuesta es destinar $ 900 millones a distribución de dividendos en efectivo; $ 756 millones a Reserva Legal, y $ 2127 millones a una reserva para futuras distribuciones de ganancias.