Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

El tarifazo impulsa venta de calefones solares y sin piloto

Las tecnologías para ahorrar entre un 30 y un 70% en la factura de gas están disponibles y se fabrican en el país. Se trata de calefones y termotanques solares, y calefones a gas sin piloto, que se producen localmente pero por ahora se venden más en el exterior. Sin embargo, el tarifazo disparó el interés local por estos equipos.
Según un estudio del Enargas, el Inti y la Universidad Nacional de San Martín, el consumo pasivo de los pilotos de calefones encendidos durante un año alcanza a más de 1.200 millones de m3 de gas al año, equivalentes al consumo anual de 800.000 hogares argentinos. "Los calefones sin piloto se fabrican hace más de una década en el país, pero su uso no está extendido y la mayor parte de la producción se exporta", comenta Carlos Tanides, profesor e investigador del Grupo Energía y Ambiente de la Facultad de Ingeniería de la UBA y coordinador del programa de Eficiencia Energética de la Fundación Vida Silvestre. En 2013, el entonces senador Ernesto Sanz presentó un proyecto que impulsaba la obligatoriedad de su uso, pero no llegó a tratarse en el recinto y perdió estado parlamentario.
Hoy existen en el mercado más de 15 modelos, producidos por las principales marcas (Orbis, Rheem, Volcán y Peisa, entre otras), con costos que van de los $ 3.000 a los $ 10.500 en promedio. Estos equipos funcionan con un sistema de encendido electrónico, por lo que sólo consumen gas cuando se usa agua caliente. Las consultas "aumentaron a partir del tarifazo; sin embargo, la mayor parte de la producción se exporta al Mercosur", comenta Sandra Ávila, Responsable de Producto de Peisa.
Algo similar ocurre con los calefones y termotanques solares que se producen en el país con destino de exportación. "Si bien tienen un costo elevado de instalación, permiten ahorrar hasta un 90% en el consumo energético, y su uso está recomendado en aquellos lugares sin acceso al gas natural", destaca Tanides. Según la ubicación geográfica de la vivienda, pueden llegar a rendir 9 meses gratis y vienen equipados con una resistencia eléctrica que sólo se prende el tiempo restante. "Las ventas y consultas vienen creciendo, pero el mayor mercado está en Chile, Uruguay y Brasil, donde su uso es obligatorio", comenta Alexis Atem, socio de Energe, fabricante mendocina de calefones solares.