Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

El consumo de cigarrillos sufrió en 2016 la peor caída de los últimos 26 años

La demanda se contrajo 11%, similar a la de 1990. Fue luego de los cambios en la presión tributaria. Para este año se espera que se mantenga la misma tendencia decreciente

El consumo de cigarrillos sufrió en 2016 la peor caída de los últimos 26 años

Durante el año pasado, y debido a las nuevas políticas tributarias establecidas por el Gobierno para el sector tabacalero, el consumo de cigarrillos sufrió la peor caída de los últimos 26 años.

La suba de la presión tributaria del 60% al 80% establecida por las autoridades en abril de 2016 con el objetivo de financiar a las provincias productoras de tabaco hizo que las empresas del sector aumentaran los precios de sus atados en un 50%. durante el mismo año.

Como consecuencia directa, el consumo se derrumbó en niveles impensados para un sector que desde hace varios años se encontraba en una situación de amesetamiento.

De hecho, y según un informe de IES Consultores asegura que la demanda cayó 11% entre enero y noviembre de 2016, "en términos históricos, la mayor baja registrada en el consumo desde 1990, con un total de 1621 millones de paquetes vendidos contra los 1821 millones de igual período de 2015". De todos modos, la facturación de las empresas llegó a $ 54.382 millones, lo que implica un fuerte incremento de 41%, aunque se debe precisamente a las subas de precios. El trabajo también estima que el actual consumo per cápita es de 42 atados por habitante, 12% menos con relación al año pasado, aunque no por las subas de precios sino por un cambio cultural, orientado a desarrollar una vida más sana. "La industria tabacalera continuó con un panorama contractivo, con fuertes mermas en la producción de cigarrillos, que provocó cierre de plantas y la suspensión de trabajadores", se argumenta en el trabajo de IES Consultores, donde también se sostiene que la menor producción de cigarrillos "obedece a la fuerte caída del consumo que se intensificó en año pasado como consecuencia del fuerte aumento de precios y la pérdida de poder adquisitivo de los hogares".

En este sentido, se agrega que hasta noviembre de 2016, "la producción presentó una merma de 9,3% según la medición Oficial del EMI con relación a igual periodo de 2015". A su vez, la suba impositiva generó un mayor contrabando, en tanto que las importaciones cayeron 9,2% y u$s 49,6 millones contra los u$s 54,7 millones de 2015. En volúmenes, la baja fue mayor del 12,5%, y alcanzaron a las 9503 toneladas. Los precios medios de importación, por su parte, se incrementaron 3,8%. Mientras que las ventas externas arrojaron cifras positivas ya que, por ejemplo, se exportó el 79,3% del total producido. Esto responde a la quita de retenciones y a stocks disponibles que no lograron ser volcados en 2015.

En cuanto a las perspectivas para este año, el informe de IES Consultores asegura que la evolución del sector dependerá del mercado externo y de la forma en la cual se pueda volcar la producción de tabaco en el exterior.

Sobre el consumo interno se anticipa que seguirá la tendencia decreciente "como consecuencia de cambios de hábitos en la población y una mayor conciencia de los efectos nocivos del tabaco, al priorizar un estilo de vida más saludable".

A su vez, el alto precio de los atados y la caída del poder adquisitivo generarán también menores ventas.

Más notas de tu interés

Comentarios1
Alejandro B
Alejandro B 24/01/2017 09:01:43

Excelente noticia