Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

El año de Isela: Paros, reducción de déficit y rutas

El año de Isela: Paros, reducción de déficit y rutas

Isela Costantini estuvo un año al frente de Aerolíneas Argentinas, la compañía propiedad del Estado nacional quizás más conflictiva por la cantidad de gremios con los que convive, la particularidad del negocio, la fuerte competencia en las rutas rentables y, principalmente, la mala imagen pública consecuencia de los altos costos operacionales que arrastraba.

Su gestión estuvo marcada por alzas y bajas en donde tuvo un comienzo conflictivo cuando decidió rescindir acuerdo con Sol Líneas Aéreas que devino en el cierre de esa empresa y el despido de todos los empleados, que acamparon durante parte del año en el hall de Aeroparque.

Después siguió un proceso de cancelación de rutas "económicamente inviables". La última fue el vuelo directo a Cuba, pero ya se habían cancelado los vuelos a Australia, rutas al sur del país, y frecuencias a New York, Barcelona y Roma.

Luego llegó el turno de las comisiones, en busca de ahorro Costantini eliminó la comisión del 1% que la línea de bandera le pagaba a las agencias de viajes por cada pasaje vendido.
Entre los problemas gremiales con los que tuvo que convivir Costantini están los paros y quites de colaboración.

El último conflicto fue el lunes pasado por la mañana con el paro general de transporte. El anterior fue el 15 de septiembre donde los pilotos habían iniciado un paro total de actividades en medio de las negociaciones salariales por paritarias.

Entre los logros que podrá exhibir la ahora ex presidente Costantini es, principalmente, la reducción de 50% del déficit diario que pasó de necesitar u$s 2 millones diarios para operar a cerrar el año con poco menos de u$s 1 millón por día.

Además, en lo que podría ser el último acto de gestión de la era Costantini en Aerolíneas Argentinas fue la renegociación del contrato para la compra de 20 aeronaves con Boeing firmado esta semana.

Además, en lo que se refiere al día a día de la operación logró que Aerolíneas Argentinas y Austral fueran una de las aéreas más puntuales de la región.