FÉNIX Y POP ART COMPITEN POR UN TERRENO DE LA CIUDAD

Dos productoras de espectáculos pelean por levantar un estadio en Núñez

Las 2,5 hectáreas se disputan en una licitación y pertenecen a la obra social de los estatales porteños. La inversión se moverá entre los u$s 25 millones y los u$s 40 millones

Pop Art y Fenix EntertainmentGroup, dos de las tres productoras de espectáculos más grandes del país, y las más importantes de capitales nacionales, pelean por un negocio en el que todos los jugadores del sector quieren entrar.
Ambas empresas son las únicas postulantes para quedarse con la concesión de un terreno de 2,5 hectáreas que pertenece a la Obra Social de la Ciudad de Buenos Aires (Obsba), en el barrio de Núñez, y donde se prevé la construcción de un estadio cerrado para entre 12.000 y 15.000 personas.
De acuerdo con las propuestas presentadas, las obras demandarán una inversión que rondará entre los u$s 25.000 y los u$s 40.000, dependiendo de cuál sea el plan que finalmente se lleve a cabo.
El proceso de licitación se abrió hace pocas semanas, y deberá estar resuelto en no más de 10 días.
Quien gane, logrará meterse de lleno en un negocio que mueve millones de dólares en el país, pero que cuenta con la triste particularidad de que hay un importante faltante de escenarios cerrados aptos para realizar shows de buen nivel.
A cambio, deberán pagarle al gobierno porteño un canon a determinar y durante el tiempo que dure la concesión de las tierras.
La productora que resulte ganadora se deberá hacer cargo, además, de todas las obras correspondientes para el funcionamiento del estadio. El lugar deberá contar con todas las características de las arenas de los Estados Unidos y Europa, tanto por sus comodidades como por sus aspectos tecnológicos.
El objetivo de las empresas participantes del proceso de licitación es arrancar las obras cuanto antes, de modo de tener todo listo a la mayor brevedad posible. Las obras podrían arrancar entre fines de este año y comienzos de 2013, y tendrían un plazo de ejecución de no menos de 18 meses.
El objetivo, además, será llevar al nuevo estadio eventos de todo tipo, y no sólo musicales.
El predio de la Obsba la mutual de los trabajadores municipales porteños, está ubicado en el barrio de Núñez que pertenece a la Obra Social de Buenos Aires (Obsba), la mutual de los trabajadores municipales de la Ciudad.
Estas tierras son vecinas al Club Náutico Buchardo y están a metros de la ex Escuela de Mecánica de la Armada (Esma).
Si bien para las productoras esta posibilidad representa una clara oportunidad para cumplir el sueño de tener su estadio propio, lo cierto es que para Mauricio Macri, el jefe de gobierno porteño, también será una apuesta importante.
Desde hace tiempo intentaba levantar un estadio cerrado en Capital Federal, y su gran apuesta estaba puesta en el Club Comunicaciones, pero la Justicia cortó con esas expectativas. Entonces, decidió que las tierras de la Obsba eran la mejor opción.
Actualmente, Capital Federal casi no cuenta con lugares cerrados con capacidad para las que tendrá este estadio. El más grande es el Luna Park, donde entran cerca de 8.000 espectadores. También aparecen, muy por debajo, el Malvinas Argentinas (el micro estadio deportivo de Argentinos Juniors) y el Teatro Vorterix, por nombrar otros espacios techados.
Estos movimientos generaron molestias en el gremio de los trabajadores municipales de la Ciudad (Sutecba). En un comunicado, afirmaron que ese predio es patrimonio de los trabajadores y no del gobierno nacional, y advirtió que cualquier emprendimiento tendrá que contemplar obras a realizar en dicho club; como así también en el Sanatorio Dr. Julio Méndez.