LA NORMA ESPERA LA APROBACIÓN DE LA C MARA DE DIPUTADOS TRAS LA MEDIA SANCIÓN DEL SENADO

Crece preocupación por proyecto sobre derechos de autor y buscadores

Los sellos discográficos y editoriales dicen que deja desprotegidos a los titulares de derechos de autor. Proveedores de contenidos online creen que se autorregularán

Un proyecto de ley que exime de responsabilidaes a los "intermediarios" de Internet (entre ellos buscadores, plataformas de contenidos y sitios de comercio electrónicos) avanza en la Cámara de Diputados y encendió varias alertas entre las cámaras que agrupan a las discográficas, escritores, compositores musicales y autores entre otros generadores de contenidos que considera que la futura sanción de esta norma deja desprotegidos sus derechos de autor.

La semana pasada, las comisiones de Comunicación e Informática, de Defensa del Consumidor y de Justicia de la Cámara de Diputados dictaminaron el proyecto de Ley que había recibido media sanción en el Senado en octubre de 2016, impulsado entre otros por el senador Federico Pinedo. El proyecto que lleva el número de expediente 112-S-2016 no está entre la lista de los que serán tratados hoy en la Cámara, pero no se descarta que pueda ser tratado "sobre tablas". Aunque esa posibilidad requiere una mayoría del 75%, que no es fácil de alcanzar.

Con todo, desde Capif, la cámara que agrupa a los sellos discográficos, advierten que además de los derechos de autor, la Ley vulnera los derechos de los usuarios en general que ante cualquier reclamo que quieran hacer desde la difusión de noticias falsas, casos de bullying o reclamos por la compra de productos deberán recurrir a la justicia.

"Nosotros pedimos participación en las comisiones, pero no nos la dieron expresamente", señaló Javier Delupí, director ejecutivo de Capif. "Es un proyecto de exención de responsabilidad que involucra no sólo a los derechos de los titulares de contenido, sino de todos los usuarios. Son responsabilidades tan atenuadas que estas empresas no las tienen ni en sus países de origen. Las empresas van a considerar que son responsables sólo cuando se los indique un juez, con lo cual, la oficina de atención al cliente de empresas como Google, YouTube o Mercado Libre pasa a ser un juzgado", agregó el directivo y se preguntó "¿qué pasa si en Mercado Libre se publica un aviso de venta de un auto robado?".

Según la cámara no hay posiblidad de que las empresas se autorregulen en un marco de no responsabilidad. Sin embargo, el senador Pinedo aclaró que la Ley cumple con un principio básico del derecho: que nadie puede ser responsable por algo que no hizo. "Los intermediarios entre los que producen contenidos y consumen contenidos no pueden asumir como riesgo que se les haga un juicio por algo que cualquier persona pone en la red, que puede ser un delito. Es muy obvio y básico", explicó a El Cronista. Destacó que este tipo de leyes genera una mayor inversión en Internet.

Con respecto a la necesidad de una acción judicial por parte de usuarios afectados por la publicación de determinados contenidos, Pinedo destacó que la Ley prevé un mecanismo judicial abreviado, a través de medidas cautelares de protección inmediata que pueden ordenar el bloqueo de ciertos contenidos.

"No se puede dejar en manos del intermediario el derecho a bloquear contenido. Eso es privatizar la censura. Es también un tema de libertad de expresión. Lo que quieren los productores de contenidos es que la ley obligue a los intermediarios a bloquear un contenido si alguien se lo pide. "Google no puede ser el comisario de Internet en el mundo", agregó el senador Pinedo.

Tags relacionados

Más de Negocios