Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Con un salvataje estatal, buscan evitar la quiebra de Alitalia

Con un salvataje estatal, buscan evitar la quiebra de Alitalia

El gobierno italiano nombró ayer a tres administradores para la línea aérea Alitalia, luego de que el consejo de administración de la compañía aprobara por unanimidad solicitarle esas designaciones especiales, en un intento de salvarla de la quiebra, ya que los trabajadores rechazaron el plan de reestructuración propuesto.

La nueva administración "extraordinaria", fijada por decreto y que estará al frente del nuevo plan para salvar a la aérea durante seis meses, será integrada por Luigi Gubitosi (ex director de la televisión pública RAI), Enrico Laghi (ex comisario de la siderúrgica ILVA) y el técnico Stefano Paleari (profesor universitario y experto en el sector del transporte aéreo). El gobierno también aprobó otorgar un préstamo puente de 600 millones de euros a la aérea para garantizar su continuidad en ese plazo de tiempo, que ya había acordado con la Unión Europea (UE) .

El primer ministro italiano, Paolo Gentiloni, aclaró en rueda de prensa que el objetivo del préstamo es "responder a las exigencias de continuidad y mantenimiento" de una aerolínea que calificó de "patrimonio", pero excluyó cualquier tipo de nacionalización. "La nacionalización de Alitalia ha estado excluida desde el primer momento y la rechazamos también ahora", aclaró, según medios europeos. El ministro de Desarrollo Económico, Carlo Calenda, que nombró a los comisarios, dijo que los 600 millones de euros prestados es el "máximo que hoy día es posible desembolsar", y agregó que Alitalia, tras la labor de los administradores, deberá "abrirse a nuevos compradores".

Ayer a la mañana, el consejo de administración de Alitalia aprobó por unanimidad recurrir al Gobierno, luego de que sus trabajadores rechazaran el 24 de marzo el plan de reestructuración propuesto, ante la "grave situación económica, patrimonial y financiera".

La semana pasada, Aerolíneas Argentinas firmó con Alitalia, ambas miembros de la alianza SkyTeam, un acuerdo de códigos compartidos, que le permite a ambas empresas ampliar las opciones de conectividad a diferentes destinos. Permite que Alitalia venda los vuelos de Aerolíneas hacia Italia y la aérea local puede sumar conexiones a 16 destinos en Italia y otros 16 en 10 países de Europa y Asia. Alitalia puede conectar con 35 destinos en la Argentina y la región que ofrece Aerolíneas. Para anunciar el acuerdo, iba a viajar al país el CCO de Alitalia, Jorge Vilches, quien canceló su viaje a último momento, en virtud de los problemas que atraviesa la aérea.

Los nuevos administradores tendrán 180 días, prorrogables a otros 90, para presentar un plan viable que sanee las cuentas de la aérea, que no obtiene beneficios desde 2002.

En caso de que el plan sea rechazado por el Gobierno o los socios, se iniciará un proceso de reestructuración, con la cesión de bienes de la aérea o directamente su liquidación. Al menos por seis meses, cumplirá con los vuelos programados.

El 49% de Alitalia pertenece a la aérea emiratí Etihad y el 51% a una firma integrada por bancos, Intesa Sanpaolo (32%) y Unicredit (32,6%), entre otros.

Es la segunda vez que Alitalia recurre a un proceso de administración extraordinaria. En 2008, bajo el gobierno del primer ministro Silvio Berlusconi, pasó a manos de un grupo de inversores nacionales, agrupados en la actual sociedad, a la cual se sumó en 2014 Etihad.