Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

Cambio de accionistas en concesionaria de avenida General Paz y Panamericana

Natal Inversiones pagó $ 70 millones por el capital de la empresa constructora. Además, negocia comprar la tenencia del grupo español ACS. Y Sideco busca salir también

Cambio de accionistas en concesionaria de avenida General Paz y Panamericana

Mientras insiste en negociar un nuevo acuerdo de renegociación del contrato de concesión con las nuevas autoridades, Autopistas del Sol (Ausol), está llevando a cabo un proceso interno de cambio de accionistas. En la actualidad, la sociedad que tiene a cargo la concesión de la ruta Panamericana; el Acceso Norte y la Avenida General Paz está compuesta por Abertis (31,59%); Impregilo (19,82%); Sideco (7%); Dycasa (5,83%) y ACS (5,72%). Este último grupo es español y controlante de Dycasa. Además, otro 30,04% cotiza en bolsa.


Pero a partir de los próximos días, Dycasa, primero y ACS, después, dejarán sus lugares a un grupo inversor local. Se trata de Natal Inversiones que ya compró la tenencia de Dycasa y pasará a 5,83% de Ausol. En una segunda etapa, comprará las acciones de ACS. Cuando esto ocurra, Natal Inversiones se hará cargo del 11,55% de Ausol, quedando como el tercer accionista, por encima de Sideco. Es más, según fuentes del mercado, la sociedad donde participa la familia Macri habría puesto en venta sus acciones debido a la necesidad de despegar de cualquier dudas su vínculo con el Gobierno, en momentos en los cuales se debe renegociar el contrato de concesión de Ausol que vence en 2020. Existe la chance de que Natal Inversiones sume estas tenencias, aunque se trata de una especulación, por lo menos por ahora.


Si bien las conversaciones se iniciaron en 2014 (ver recuadro), Natal Inversiones llegó por estos días a un acuerdo con Dycasa que implica un pago de $ 70 millones. Este grupo inversor es liderado por Juan Carlos Fernández, un empresario que ya posee acciones de Ausol que cotizan en el mercado bursátil y que también es accionista de otras compañías locales. Tiene negocios diversificados en real estate; ganadería y agricultura; producción de uvas y gestión de carteras. Es dueño de empresas como Sitoex, en inmobiliaria y alquiler de locales comerciales; Teha Agropecuaria, para cría de ganado y producción de granos; Cerro Plateado, en producción de aceitunas en La Rioja.


Según su hijo, Ezequiel Fernández, director de Natal Inversiones, la decisión de ingresar a Ausol se debe a que consideran al negocio interesante y de buenas perspectivas a partir del cambio de gobierno. En diálogo con El Cronista, explicó que para comprar las acciones de Dycasa, su empresa repatrió fondos del exterior. "Hace 10 años que estamos en Ausol, lo cual nos permitió conocer de este negocio y entender que tiene un fuerte potencial, mas allá de que las tarifas congeladas y los problemas de vínculos con el anterior gobierno complicaron la operatoria", agregó.


De hecho, en los próximos tiempos el principal tema para Ausol será la renegociación de la concesión que vence en cuatro años. También necesita cerrar la recomposición del cuadro tarifario, cuya última actualización fue a fines de enero e implicó un aumento promedio de 30,7%. En agosto pasado volvió a solicitar un nuevo ajuste.


Ausol viene reclamando un nuevo contrato desde hace ya una década. Pero nunca logró respuestas de parte de la administración K. Es más, Abertis presentó el 17 de diciembre, una semana después de que Macri asumió la presidencia, una demanda en el Ciadi por las demoras en la renegociación y las dificultades que le trajo a su negocio el retraso en las tarifas. El juicio está en curso y es uno de los problemas a la hora de encarar el diálogo.


De todos modos, Ausol ya había impuesto varios reclamos administrativos ante el Ministerio de Transporte; la Dirección Nacional de Vialidad y el Occvi, órgano de control de las concesiones viales. En este marco, el Gobierno dictó en julio una resolución proponiendo como fecha límite para arribar a la instancia de revisión el pasado 15 de septiembre. Como esa fecha no se cumplió, Ausol propuso un texto de acta acuerdo, consensuado con las autoridades, que propone seguir las tratativas. Ese acuerdo vence hoy. El contrato comprende la realización de las obras de construcción, remodelación, mejoras, reparación y ampliación del Acceso Norte y la General Paz, así como su explotación y administración. Se espera que durante el verano haya novedades al respecto.

Más notas de tu interés

Comentarios1
carlosromanlex Roman
carlosromanlex Roman 31/12/2016 07:54:17

LOS DENOMINADOS PEAJES , ESTAN PROHIBIDOS POR LA CONSTITUCION, ART. 11,