Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Asia y Europa, dos mercados cada vez más atractivos para las casas de subastas

Ambos continentes atraen a Christie’s y Sotheby’s con millonarias ventas de obras de consagrados artistas. Entre ambas, recaudaron más de u$s 2000 millones

Luego de un mayo de ventas en Manhattan, la acción pasa a Europa y Asia. Christie’s realizó durante el mes pasado 47 subastas y recaudó u$s 1700 millones. Se trata de un 40% menos que hace un año y se debe a la falta de lotes de gran importancia y por la tendencia de los vendedores de hacer las ventas en privado, ya que las casas de subastas no están dando garantías de venta como lo hicieron en el pasado.
De todos modos, están ampliando su departamento de ventas privadas donde se están realizando las grandes operaciones. Este año por ejemplo, se pagaron u$s 500 millones por una obra de Pollock y otra pintura realizada por De Kooning. Fue una operación privada y las obras ahora estarán a préstamo en museos.
Por su parte, el mercado de Hong Kong se muestra muy firme. Por eso, considero que las compras asiáticas serán las únicas que aumentarán este año. En este marco, Christie’s vendió por u$s 313 millones en 12 subastas en tres días allí y se superaron todas las expectativas. La venta que más me sorprendió fue la de 200 carteras por más de u$s 5 millones. Una de ellas, realizada por Hermès, se vendió en u$s 300.000.
Está realizada con el cuero de dos cocodrilos albinos que cría la casa francesa cerca del Nilo. Tienen pequeños brillantes en su cierre y el año pasado se había vendido otra en un 40% menos. Se ve que su comprador no tiene problemas ecológicos, ni ningún pesar por los lagartos. Festejando sus 30 años en Asia, hicieron una venta de 30 objetos. Se vendió el 100% y se recaudó un 40% más de lo estimado. Un jarrón azul y blanco, realizado hace seis siglos, se pagó u$s 20,5 millones duplicando su estimación.
También se vendieron muy bien pinturas modernas chinas en valores que treparon a los u$s 5 millones. En tanto en Suiza, las mayores ventas fueron de joyas. En una sola subasta Chrisitie’s recaudó u$s 170 millones y un diamante azul, llamado Oppenheimer en honor a su antiguo propietario, se vendió en u$s 57,5 millones, suma jamás alcanzada.
Además se vendieron vinos. Por una botella de Pétrus se pagaron u$s 34.000. También fuerte es la demanda de relojes. Por un Charles-Louis Havas Breguet se pagaron más de u$s 3 millones. La pintura suiza se está valorizando. Su principal artista es Ferdinand Hodler de quien se vendió un paisaje en u$s 2,2 millones, y se está cotizando mejor el fabuloso artista que fue Félix Vallotton con ventas que superan el millón de dólares.
En este marco, Sotheby’s vendio pinturas por más de u$s 5 millones en Suiza y cerca de u$s 8 millones en Londres. La gran venta fue una pintura de Henri Gervex, titulada Rolla y realizada en 1878, por la que se pagaron u$s 2 millones, duplicando su estimación. Es una réplica de una pintura que está en el Museo de Orsay en París y que cuando fue presentada al Salón de París, fue rechazada por ser impúdica, inmoral y todo lo que se les ocurra. Representa a un conocido parisino, Rolla, quien perdió su fortuna y se despide de la vida en una fogosa noche con una dama, para después suicidarse.
Luego de años de baja, se están vendiendo mejor las obras de artistas españoles. Por unas barcas abocetadas de Sorolla se lograron u$s 500.000; por un lindo Rusiñol, u$s 200.000, y por una gitana de Anglada Camarasa, otros u$s 220.000. Sotheby’s realizó la mayor venta de la historia de vinos.
Por la bodega de un señor americano logró en tres días de subasta u$s 22 millones!! Buenos precios también en Milán por obras modernas italianas, donde la gran figura es nuestro rosarino Lucio Fontana. Las próximas ventas en Londres serán de Arte Ruso y no creemos que anden bien, en París serán las de arte moderno e impresionista.