Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Antes del ajuste de tarifas, YPF modifica el mecanismo de control sobre Metrogas

La petrolera estatal decidió absorber Gas Argentino (GASA), controlante de la mayor distribuidora de gas del país. También liquidó la firma propietaria de la mayoría de GASA

Metrogas brinda servicio a 2,2 millones de usuarios en el ámbito porteño

Metrogas brinda servicio a 2,2 millones de usuarios en el ámbito porteño

Semanas antes del anuncio oficial sobre cambios en la factura de gas que serían similares en porcentaje a los de la electricidad, YPF modificó el marco societario de Metrogras. La petrolera estatal asumió el control de la distribuidora de gas en 2012 cuando adquirió 54,67% de Gas Argentino (GASA), holding controlante de Metrogas, a British Gas (BG). Los accionistas de GASA pasaron a ser YPF Inversora Energética (Yiesa), con 98% de acciones, y Operadora de Estaciones de Servicios (Opessa), con otro 2%. Ambas son subsidiarias de la compañía que por ahora preside Miguel Galuccio. El viernes pasado, el directorio de GASA aprobó la fusión por absorción por parte de YPF de Yiesa y GASA, que se disuelven sin liquidarse.

La decisión fue publicada en la Bolsa de Comercio de Buenos. Según fuentes de Metrogas, es un proceso de reorganización interno con el objetivo de "emprolijar" el esquema de control. También aclararon que el sistema de control "seguirá como hasta ahora".

En su último balance a diciembre del año pasado, Metrogas informó pérdidas por $ 560 millones, tal como lo vino haciendo durante la última década, afectada por la pesificación y el congelamiento de tarifas. Desde el 2001, sus costos de operación crecieron más que los aumentos en el margen de distribución, lo cual le impidieron recomponer su situación económico-financiera. Tampoco pudo generar fondos líquidos suficientes para afrontar los vencimientos de su deuda financiera y el pago de determinadas obligaciones comerciales e impositivas. Por eso, el 17 de junio de 2010 abrió su concurso preventivo de acreedores que cerró el 8 de noviembre de 2013. A diciembre pasado, Metrogas registra pérdidas acumuladas por $ 1.344 millones y mantiene un capital de trabajo consolidado negativo de $ 268 millones. Como consecuencia de la magnitud de las pérdidas acumuladas, registra un patrimonio neto negativo de $ 775 millones. De todos modos, su directorio estima que durante este año se irá recuperando gradualmente la situación financiera a través de la implementación de un acuerdo con el Gobierno que le permita facilitar la recomposición de la situación económico-financiera de la empresa. Sin embargo, en su último balance, Metrogas advierte que, "de mantenerse las condiciones existentes, la situación continuará deteriorándose". Por lo tanto, su directorio analiza medidas para mitigar el impacto como continuar con los reclamos tarifarios; procurar un estricto manejo de la caja y control de gastos; requerir aportes adicionales de capital a los accionistas; evaluar condiciones de pago con los principales proveedores; y analizar eventual financiamiento de terceros.

Sin embargo todavía debe resolver el pedido de quiebra que impulsa ante la justicia Pan American Energy, en trámite por ante el Juzgado Nacional de Primera Instancia en lo Comercial N´ 26 Secretaría N´ 51.