Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Balance jurídico 2016: lo mejor y lo peor del año

Acuerdo con los holdouts, fin del cepo y ley de participación público privada, entre lo destacado por el mercado. En materia de errores, no hay consensos. ¿Perspectivas? Optimistas para 2017.

Balance jurídico 2016: lo mejor y lo peor del año

De un lado: las medidas tendientes a dar seguridad jurídica y abrir los mercados. Del otro, todas aquellas que intentaron saltar los procesos legalmente establecidos. ¿Resultado? Ampliamente positivo, aunque con más expectativa para 2017 que realidad en 2016.

Así puede sintetizarse el pulso del mercado jurídico corporativo en el año que se cierra, con promesas para el que está por comenzar de contrataciones de más profesionales y saltos en materia de equipamiento tecnológico por parte de las principales firmas de la Reina del Plata.

Para Alfredo O'Farrell, socio de Marval, O'Farrell & Mairal, los tres principales aciertos en materia legal durante 2016 a nivel país fueron el acuerdo con los holdouts, la liberalización de las restricciones cambiarias y el nuevo régimen de energías renovables. En materia de errores, señala los pasos en falso para el nombramiento de los jueces de la Corte Suprema; el nuevo régimen del ministerio público fiscal (luego desechado) y los movimientos en torno a las tarifas del gas.

Jorge Pérez Alati, name partner de Pérez Alati, Grondona, Benites, Arntsen & Martínez de Hoz (h), entiende que la designación de los nuevos ministros de la Corte "ha sido un gran paso en relación con la normalización del más alto tribunal". Además, "todo lo que hace al derecho societario (como la normalización de la Inspección General de Justicia, designando personas de gran experiencia en la materia, así como las reformas propuestas para crear las sociedades simplificadas y las unipersonales) ha sido de gran impacto", agrega.

La ley de Participación Pública y Privada (PPP) y el proyecto de Ley de Mercado de Capitales son dos herramientas fundamentales, completa.

"La búsqueda de rédito político por parte de la oposición, haciendo propuestas demagógicas, ha sido a mi modo de ver el mayor de los errores", contrapone y enumera el proyecto de ley anti despidos, la ley sobre emergencia social aprobada en el Senado y las modificaciones introducidas al proyecto original de PPP.

"No hacen sino mostrar lo lejos que están algunos dirigentes de la realidad de los inversores, de la competencia que existe en el mundo para atraer capital y de lo equivocado que es pensar que un inversor está obligado a invertir en la Argentina".
Para Horacio Esteban Beccar Varela, socio administrador del Estudio Beccar Varela, a lo largo de 2016 tuvieron lugar "varios aciertos en materia legal", entre los que destaca el fin del default, el de las restricciones cambiarias y el blanqueo de capitales.

"El error principal fue, sin dudas, la instrumentación del aumento de tarifas, omitiendo el mecanismo de audiencia pública", sostiene.

Por su parte, Valeriano Guevara Lynch, managing partner de Allende & Brea, considera como los grandes logros del año la ley de sinceramiento fiscal, el proyecto de ley anticorrupción y el de participación público privada.

Desde M. & M. Bomchil, su socio administrador, Javier Petrantonio, también señala entre los principales aciertos a la ley de participación público-privada, "herramienta que potenciará la participación de inversores nacionales y del exterior en obras de infraestructura"; la de sinceramiento fiscal y reparación para jubilados, porque "facilitará el ingreso de fondos al fisco como resultado de la regularización de activos no declarados y reactivará la actividad en diversos sectores de la economía" y la ley pyme.

Luces y sombras

Del otro lado de la balanza, en tanto, Petrantonio comparte aquello de que "uno de los errores, que es más político que regulatorio, es no haber convocado a las audiencias públicas antes del aumento del gas; el segundo fue la sanción por parte del Congreso de la Nación de la ley que prohibía los despidos temporalmente, que fue acertadamente vetada por el Poder Ejecutivo, y el tercero es el proyecto de ley para establecer mayores regulaciones al ejercicio de la abogacía", sostiene.

Los principales aciertos del 2016 en materia legal fueron "el levantamiento del cepo cambiario, la ley de sinceramiento fiscal y el impulso de la reforma política", combina Juan Carlos Ojam, name partner de Mitrani, Caballero, Ojam & Ruiz Moreno.

Los principales errores, en tanto: la falta de previsión para la regulación de las tarifas de servicios públicos; la ausencia de normas tendientes a reducir la alta conflictividad gremial, y la ausencia de incentivos fiscales, particularmente para las pymes, enumera.
Javier Alegría, socio del Estudio Alegría, Buey Fernández, Fissore & Montemerlo, marca como los grandes aciertos el llenado de las vacantes de la Corte Suprema de Justicia, el pago a los holdouts y las modificaciones en la Inspección General de Justicia.

Las idas y venidas con el tema tarifario, así como con la situación de la Procuradora General de la Nación están para él entre los grandes yerros, así como el pendiente en la cobertura de vacantes en varios juzgados de todo el país.

Versus

Comparando 2016 con 2015: ¿Más o menos trabajo? O'Farrell apunta que "fueron años muy similares, aunque en 2016 el trabajo empieza a orientarse más hacia temas positivos (M&A, inversiones, joint ventures) que casi no existían en el 2015".

Al analizar las áreas más y menos activas, el abogado afirma que todas tuvieron su arrastre de actividad, pero las que empezaron a activarse significativamente fueron corporate (M&A), energía, impuestos, temas de infraestructura y telecomunicaciones.
"El trabajo se ha incrementado", responde Pérez Alati ante la misma consulta. De todas maneras, aclara, ya cuando se avizoraba un cambio en 2015 el trabajo había aumentado sensiblemente.

En estos momentos, mercado de capitales y adquisiciones de participaciones en sociedades locales son las áreas más activas, cuenta. Esas áreas, a su vez, "traccionan otros sectores ya que en una compra de una empresa se necesita del apoyo de cantidad de otros sectores como el impositivo, laboral, defensa de la competencia, societario, etcétera", redondea.

En Beccar Varela este año han trabajado y facturado más que en el anterior.
Las áreas más activas fueron corporate, banking y penal empresario. Las menos: probablemente la vinculada a real estate.

En Allende & Brea también tuvieron más trabajo durante el último año. "El área que más se ha reactivado ha sido mergers & acquisitions. La que está tardando más en reactivarse ha sido la de energía", reconoce su managing partner.

La comparación entre el volumen de trabajo de 2015 y 2016 indica que "tuvimos más trabajo en la firma, producto de nuevos proyectos e inversiones que estuvieron ausentes en los últimos años", dice Petrantonio.

Las áreas que registraron mayor actividad y, a la vez, resultaron más rentables, fueron las de fusiones y adquisiciones, servicios financieros, arbitrajes internacionales e impuestos.

En el resto de las áreas, aclara, el trabajo y la rentabilidad también aumentaron, aunque en menor proporción.

Ojam acusa el mismo nivel de trabajo interanual, pero distingue: "A comparación de otros años, se comenzó a ver más actividad en las áreas de asesoramiento a nuevas inversiones, particularmente en el sector energético; continúan activas las áreas de asesoramiento en conflictos laborales, y disminuyó el asesoramiento vinculado con cuestiones cambiarias con motivo del levantamiento del cepo".

En Alegría, la situación es parecida, con un crecimiento de consultas orientadas a preparar "estructuras transaccionales que podrían madurar en 2017".
Las áreas más activas fueron las de asesoramiento y litigios (incluyendo arbitrajes).

Feliz año

En materia de desafíos para el próximo año, en Marval hablan del crecimiento de la actividad, la incorporación y retención de talento, y el entrenamiento de los profesionales más jóvenes luego de 10 años de poco fogueo en las áreas que prometen mayor movimiento.

"Siempre estamos atentos a la incorporación de nuevos profesionales y eso se acentuará; invertiremos más en IT -donde ya estamos desarrollando un proyecto muy ambicioso- y estaremos atentos a cualquier oportunidad que aparezca. Esperamos un incremento de trabajo y de facturación ya que prevemos un 2017 muy intenso", abunda O'Farrell.

Para Pérez Alati, el nuevo año impone como desafío seguir creciendo para enfrentar el mayor caudal de trabajo. Sin embargo, coincide, "ese crecimiento se dificulta al no existir abogados en el mercado laboral con experiencia, ya que los últimos años fueron muy perversos para la formación práctica de abogados", dice.
En otras palabras, sintetiza: hay profesionales académicamente muy buenos, pero sin formación práctica relevante.

"El año entrante se nos presenta con grandes expectativas. El crecimiento en la demanda de trabajo que ya se manifiesta nos hace ser muy optimistas en cuanto a la evolución de nuestra firma", redondea.

Para el socio de EBV, "dos de los principales desafíos legales para el 2017 serán cerrar el blanqueo de capitales así como el tratamiento del régimen de participación público-privada (PPP)".

Al interior de su firma, en tanto, aspiran a ampliar sus oficinas en Tigre, sumando nuevos profesionales. "En lo que respecta a la actividad, ya vislumbramos nuevas inversiones que, de a poco, darán lugar a distintos proyectos en los que esperamos poder tomar parte", señala.
 

Guevara Lynch dice que los principales desafíos macro legales para 2017 son "transparentar la normativa relativa al sistema energético de manera tal de incentivar las inversiones necesarias en el sector, y aprobar y reglamentar la ley anticorrupción que permita mayor transparencia en los negocios".

En su firma también prevén incorporar más profesionales, con miras a un mayor nivel de actividad y a una mayor inversión en tecnología para ganar en eficiencia.
"Esperamos que en 2017 se continúe incrementando el nivel de actividad como ocurrió en 2016, especialmente en lo relativo a proyectos de inversión tanto extranjera como local", dice su socio.

Para el partner de Bomchil, entre los principales desafíos legales para el próximo ejercicio está la ley de impuesto a las ganancias, la de emergencia social y la de presupuesto para el 2018. "En todos los casos constituyen normas que, dependiendo de su contenido final, representan mensajes a la ciudadanía y a los agentes económicos locales y del exterior sobre el rumbo que la clase política pretende imprimirle al país para volver a la senda del crecimiento y el desarrollo sostenido", explica.

"Las perspectivas generales son buenas, en la medida en que el país mantenga su vocación de otorgar previsibilidad, estabilidad política y económica, y se garantice la paz social, condiciones esenciales para ir consolidando la confianza necesaria para atraer un flujo creciente de inversiones locales y del exterior", redondea Petrantonio.

Para el socio de Mitrani, en tanto, los principales desafíos legales para el próximo ejercicio pasan por la adopción de medidas concretas que incentivan la realización de inversiones significativas en el país, particularmente en los sectores de infraestructura, energía (especialmente renovables), telecomunicaciones y agroindustria; la adopción de un sistema de defensa de la competencia serio y confiable, y completar la normalización de las estadísticas gubernamentales.

"Hay buenas expectativas para el 2017. Estimamos que se concretarán más inversiones en el país", dice Ojam.

Alegría, por su parte, señala que hay que avanzar con la llamada "reforma política", con el llenado de las vacantes de jueces en todo el país, y avanzar con la seguridad jurídica.
"Los proyectos de participación público-privada, de reforma del mercado de capitales y de la ley de defensa de la competencia van en ese sentido", dice, completando el panorama esperanzador que vislumbran los abogados de la city.