Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Smart Cities, más que Wi-Fi en la plaza

El VP de Avaya estuvo en la Argentina y se refirió a las ciudades inteligentes. ¿Cómo aplicar soluciones tecnológicas para satisfacer demandas ciudadanas?

Avaya Argentina llevó a cabo tres jornadas dedicadas a analizar las tendencias vinculadas al desarrollo de las ciudades para convertirse en eficientes, seguras e inteligentes. El encuentro contó con la presencia de Jean Turgeon, vicepresidente y jefe de Arquitectura Definida de Software y Tecnología de Avaya, quien visitó la Argentina por primera vez y fue el orador destacado.
"Una Smart City es mucho más que tener Wi-Fi en la plaza. Para nosotros hay tres grandes bloques que arman una ciudad inteligente: gobierno inteligente, empresas inteligentes y consumidores inteligentes" explica Turgeon.
Los smart citizen son los que con sus dispositivos pueden transmitir el estado de una situación de riesgo a un equipo de seguridad para que vea en tiempo real lo que sucede. Sin embargo, "los ciudadanos no están consumiendo productos smart lo suficientemente rápido y por eso las ciudades se vuelven un poco más inteligentes pero se ven retrasadas por sus ciudadanos. En algunos lugares de los Estados Unidos, el Estado prohíbe que se usen dispositivos smart en hospitales o escuelas, lo que no es nada inteligente" afirma. La posibilidad de incorporar herramientas que mejoren la gestión interna, así como métodos efectivos e inteligentes, deben ser prioridad en el país, de acuerdo al vocero de la empresa. De esta manera, con el apoyo en nuevas tendencias como Internet de las cosas, las ciudades pueden crear espacios para ampliar el campo de acción de las herramientas tecnológicas, dispositivos y plataformas digitales, que enriquezcan la sencillez y efectividad de procesos que tiempo atrás se visualizaban como engorrosos.
"Algunos países están avanzado de manera muy fuerte. India e Israel son de los países más agresivos junto con otros del Medio Oriente. Cuando uno va a Dubái hasta existe un índice de felicidad que se activa mediante una App, eso permite que los Estados hagan investigaciones analíticas todos los días. ¿Por qué bajo el nivel de felicidad, por qué subió? Eso permite investigar y saber que por ejemplo hubo un accidente, o qué hay demasiado tráfico o lo que sea. Ahora conocemos el problema y podemos buscarle una solución", subraya Turgeon, que se refiere a soluciones tecnológicas como tener semáforos y autopistas sensibles que reaccionen y prevean los problemas de tráfico, que avisen (App mediante) y redirijan los vehículos a mejores carriles.
El vicepresidente de la compañía es precavido y recuerda que no es experto en América latina, pero su visión es que la región es muy dispar. "Chile está muy abierto y es rápido para adoptar cambios pero Colombia, por ejemplo, tiene mucha resistencia debido a las regulaciones. Pero sí veo que hay un deseo de ingresar al mundo smart y por diferentes razones. En la Argentina estamos hablando con mucha gente del gobierno y están interesados en servicios y soluciones para diversos temas como educación y salud", comenta.
Para 2017, se proyecta que habrá más de 3.300 millones de dispositivos conectados comprendidos en el concepto de ciudades inteligentes.