Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Rajoy firmó pacto con Ciudadanos y se reúne con PSOE

Los conservadores españoles se aseguraron ayer el apoyo de los liberales de Ciudadanos, pero sin lograr todavía la mayoría necesaria para que su líder Mariano Rajoy forme un nuevo gobierno que saque al país de la parálisis política.
El Partido Popular (PP, derecha) y Ciudadanos suscribieron tras una semana de intensas negociaciones un acuerdo que le brinda a Rajoy los 32 votos de la pequeña agrupación liberal en la votación de investidura que tendrá lugar pasado mañana en el Congreso.
Pero el líder conservador sigue sin contar con los apoyos necesarios para tener éxito, lo que augura la continuación del bloqueo político que supera los ocho meses, tras dos elecciones legislativas, en diciembre de 2015 y en junio pasado, y aumenta la posibilidad de que se convoque a unos terceros comicios, que serían en Navidad.
"Hoy damos un paso muy importante adelante", indicó en rueda de prensa Rajoy tras la firma del pacto, aunque admitió que "esto es insuficiente". El gobernante en funciones irá al debate de investidura con el respaldo de 170 diputados (137 del PP, 32 de Ciudadanos y uno de un pequeño partido canario), seis menos de los que necesita para obtener el voto de confianza de la cámara Baja (350 escaños) en la primera votación. El viernes sería la segunda vuelta, cuando le bastaría sumar más "síes" que "noes" a su candidatura, que fracasará si no se abstienen los socialistas del PSOE, que cuentan con 85 diputados. Rajoy se reunirá hoy con el líder de los socialistas, Pedro Sánchez, para intentar convencerlo de cambiar de posición.
"Si seguimos retrasando la formación de un gobierno podemos generar problemas a la economía" española, advirtió el gobernante en funciones.