Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Merkel: Gran Bretaña no puede salir y luego hacer acuerdos "a la carta"

Jefes de Estado europeos le reclamaron a Cameron acelerar la salida. El Parlamento del bloque pone en marcha una reforma para evitar futuros conflictos

Merkel le muestra la salida a su par británico Cameron

Merkel le muestra la salida a su par británico Cameron

Los líderes de la Unión Europea le reclamaron ayer al primer ministro británico, David Cameron, que acelere la separación de su país con el bloque y le "advirtieron" que no tendrán un trato especial.
La canciller alemana, Angela Merkel, fue contundente al respecto y advirtió que los británicos no pueden esperar una negociación "a la carta‘ con la UE. No tendrán los privilegios de la UE sin compartir las obligaciones, afirmó.

Merkel señaló en especial que si el Reino Unido quiere guardar un acceso al mercado único, deberá respetar sus principios, sobre todo el de la libre circulación de personas, un derecho contra el que los partidarios del Brexit hicieron campaña debido a la inmigración.

"Sin notificación no hay negociación", dijo ante el pleno de la Eurocámara el presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, que prohibió además a los comisarios europeos "discutir con los representantes británicos" y llevar a cabo cualquier "negociación secreta"
Cameron, por su parte, dijo que "el Reino Unido dejará la Unión Europea pero quiero que ese proceso sea lo más constructivo posible", dijo.

La alta representante de la Unión Europea para la Política Exterior, Federica Mogherini, recordó al Reino Unido que en el club comunitario no existen los "medios miembros" e instó al país a concretar sus planes.

El Parlamento Europeo se reunió de urgencia para trazar "una hoja de ruta" para reformar la Unión Europea (UE) tras el referéndum británico. "El núcleo de la UE debe reforzarse y hay que evitar las soluciones a la carta", señala el texto aprobado por la Eurocámara.

Se trata de una propuesta de los grandes grupos políticos del PE, populares, socialistas, liberales y los Verdes, y aprobada por 395 votos a favor, 200 en contra y 71 abstenciones.
El documento pide acelerar el proceso de salida del Reino Unido para respetar la voluntad del pueblo británico y "evitar una incertidumbre perjudicial para todo el mundo y proteger la integridad de la Unión".

Desde Londres, el ministro de Finanzas George Osborne, dijo que sólo activarán la desvinculación "cuando tengamos una visión clara de los nuevos acuerdos con nuestros vecinos europeos".
Por su parte, el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, pidió no ceder a la "histeria" internacional que creó el Brexit y explicó que la votación es un reflejo "de los cambios en curso y los desafíos de la globalización".